Publicidad
Sáb Oct 21 2017
25ºC
Actualizado 04:20 pm
Domingo 08 de Marzo de 2015 - 03:10 PM

El grito de la vida es sagrada marchó por Colombia y el mundo

La figura débil del profesor Antanas Mockus, quien con su paso lento pero seguro y ataviado de una camiseta blanca con un letrero que decía “Marcha por la vida, la vida es sagrada” y que caía de una flor, fueron el principal símbolo que tuvieron para caminar por varios kilómetros miles de bogotanos en nombre de la vida.
Colprensa/VANGUARDIA LIBERAL
El grito de la vida es sagrada marchó por Colombia y el mundo
(Foto: Colprensa/VANGUARDIA LIBERAL)

Esta fue otra gesta que concretó el profesor Antanas Mockus por la vida, así como cuando fue alcalde de Bogotá o candidato a la Presidencia de la República cuando en sus cometidos siempre tenía al respeto de la vida, como uno de sus principales postulados.

Y en esta ocasión esa tarea mockusiana tuvo un poco más de reto que de costumbre. Tras superar una dura polémica con el principal opositor en el país, el expresidente y senador Álvaro Uribe, quien hasta último momento aseguró que esta fue una marcha pagada por el gobierno, Mockus siguió adelante y logró que miles de personas en Colombia y el mundo lo respaldaran.

En Bogotá la marcha se vivió en diferentes puntos. Su primer gran aliado fue el sol, un buen acompañante que tuvieron de principio a fin todos los manifestantes, incluidos el presidente de la República, Juan Manuel Santos, quien literalmente sudó la gota gorda.

Y lo que inicialmente se pensó era sólo un respaldo de varios políticos a otro dirigente, se convirtió en una gran jornada por la vida, en donde grandes y chicos salieron a caminar por el respaldo de la vida.

“La vida es sagrada, la vida en Colombia no se vende, se defiende”, fue uno de los estribillos que por cuadras enteras se escuchó a lo largo de las Avenidas El Dorado y Alberto Lleras (Carrera séptima).

Y con el paso de las cuadras a la marcha fueron llegando sectores que muy pocas veces se unen en este tipo de eventos. Los trabajadores de las centrales obreras, como la Confederación General de Trabajadores, con sus pancartas, en esta ocasión no gritaron contra las políticas del Estado sino que unían sus voces por la defensa de la vida, así como lo hacían en ese mismo instante los ministros del gabinete presidencial, los congresistas de los partidos tradicionales o de familias enteras que cambiaron el programa dominical de paseo por la caminata.

Y también en un gesto muy particular, una veintena de mujeres destaparon sus pechos y pintaron en su cuerpo frases alusivas porque no haya más muertes en el país.

Ya muy cerca la Plaza de Bolívar, la movilización tuvo un momento emotivo cuando se unieron el exalcalde Mockus, el presidente Santos y alcalde Gustavo Petro, quienes, sin mayor preocupación por la seguridad, saludaban a los manifestantes, se tomaban fotos y promovían el respeto por la vida.

Ya pasada la una de la tarde, el profesor Mockus realizó un acto lúdico en la Plaza de Bolívar, allí volvió a hablar de todos los hechos de violencia que llevan a que en Colombia todos los días entre compatriotas se maten.

Y allí en la tarima ubicada en la plaza mayor de Bogotá, Mockus volvió a recibir el apoyo y el respeto por ser el gran defensor de la vida, a quien no le interesa que su condición de salud no sea la mejor hoy porque para él siempre estará por delante el respetar la vida de los demás.

Publicada por
Su voto: Ninguno (2 votos)
Noticias relacionadas
Publicidad
Comentarios
Agregar comentario
Comente con Facebook
Agregar comentario
Comente con Vanguardia
Comente con Facebook
Agregar comentario
Vanguardia Liberal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia Liberal se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad