Los días más calurosos de los últimos 36 años | Noticias de santander, colombia y el Mundo | Vanguardia.com
Publicidad
Mié Dic 13 2017
20ºC
Actualizado 09:55 pm

Los días más calurosos de los últimos 36 años | Noticias de santander, colombia y el Mundo

2010-02-05 05:00:00

Los días más calurosos de los últimos 36 años

Todo el mes de enero y los escasos días de febrero  que han transcurrido este año, se convirtieron en la temporada de verano más intensa que hayan sentido los habitantes del área metropolitana, al menos durante los últimos 36 años.
Los días más calurosos de los últimos 36 años

Sus habitantes vienen soportando temperaturas que han oscilado entre 28º y 35º grados centígrados en algunas zonas del área; un calor alto si se tiene en cuenta que el promedio histórico por esta época se encuentra entre 26ºC y 32°C.

El día más caluroso de lo que va corrido de este 2010 fue, de manera precisa, el pasado miércoles, 3 de febrero. Las fuentes de monitoreo, en una zona como la calle 36 con carrera 15, alcanzaron a registrar al mediodía una temperatura de 35ºC. (Ver tabla)

Los reportes fueron entregados a esta Redacción por el Instituto de Hidrología, Meteorología y Estudios Ambientales, IDEAM, y la Corporación Autónoma Regional para la Defensa de la Meseta de Bucaramanga, CDMB, organismos que recopilan tales lecturas de las Estaciones de la Universidad Industrial de Santander y del Centro.

La ola de calor es tan intensa que incluso, durante las noches y en las madrugadas, cuando se presume que la temperatura baja, los registros de este año señalan índices por encima de lo convencional.

Y aunque los expertos sostienen que el calor es ‘relativamente normal’, si se analiza que los dos primeros meses del año son tradicionalmente secos, “es evidente que durante este 2010 el verano nos ha golpeado con más fuerza, toda vez que se han registrado altos promedios de temperatura”.

Los meteorólogos del IDEAM argumentan que, la temperatura baja o sube en la medida en que llueva. Y en Bucaramanga no se han presentado grandes precipitaciones.

Es más, el último aguacero cayó el 24 de enero; después de una sequía de hasta un mes y medio, ya que el verano viene golpeando al área metropolitana de Bucaramanga desde la primera semana de diciembre de 2009.

“Cuando no hay nubosidad y se presentan pocas lluvias, la radiación solar llega sin obstáculos sobre la superficie terrestre, causando el calentamiento del aire”, recordó Juan Fernando Soler, experto en el tema.

Aclaró que el calor de esta parte oriental del país, sin lugar a dudas, está ligado al Fenómeno de El Niño, el cual es generado por un comportamiento anormal de la temperatura de la superficie de los océanos.

El Funcionario agregó que, de acuerdo con las estimaciones hechas, se cree que la temporada seca podría terminar a mediados de marzo próximo. La época lluviosa, que comprenderá finales de marzo, abril y mayo, se presume, aliviaría un poco el clima en el área.

LISTA

Tres factores

Según Henry Castro Ortiz, coordinador ambiental de la CDMB, tres factores claves influyen en el exceso calor que padecemos:

1 La acción del ‘Fenómeno de El Niño’.

2 Las emisiones de gases de bióxido de carbono, producidas por las fuentes móviles de la ciudad.

3 La evidente deforestación que afecta a la meseta y a sus alrededores.


los incendios

A la par con la temperatura, Bucaramanga sigue siendo epicentro de incendios forestales. La situación es tan grave que el Cuerpo de Bomberos ha atendido 8 emergencias, en promedio diario.

De hecho, entre el 1 de enero y ayer, han ocurrido 280 deflagraciones, muchas de las cuales están asociadas a la fuerte ola de calor.

Aún así, las autoridades sostienen que algunos de los incendios se han multiplicado por la imprudencia de la gente, que realiza fogatas en sitios de alto riesgo.

 

LA VOZ DEL EXPERTO

¿Por qué hace tanto calor?

Mientras el IDEAM asegura que las fuertes temperaturas que soporta hoy la capital santandereana obedecen a la falta de lluvias y a los evidentes estragos del Fenómeno de El Niño, la Corporación Autónoma Regional para la Defensa de la Meseta de Bucaramanga, CDMB, le echa parte de la culpa a la deforestación.

Según esta última entidad, la deforestación que durante varios años se le ha realizado al Cerro de la Judía, en gran parte, es la causa de los cambios climáticos que se presentan en esta ciudad.


¿La razón?

Lo que pase en ese cerro, situado en los límites con el páramo de Berlín, determina el clima de la capital santandereana.

“Si no existiera este bosque húmedo, Floridablanca,

Bucaramanga y Girón serían desiertos y sus climas podrían ser iguales al que se presenta en el Cañón del Chicamocha, en donde gran parte del año no llueve y la temperatura es elevada, pese a la brisa que atraviesa el lugar”.

Según estudios realizados por la CDMB, el Cerro de La Judía ha sido deforestado en un 52%; del bosque nativo sólo quedan pequeños terrenos, lo que ha disminuido la humedad de la zona.

Lo anterior hace que las temperaturas se eleven por la falta de corrientes de aire frío.

Los cambios extremos del clima se seguirán presentando en Bucaramanga si se continúa talando el bosque de las montañas que rodean a la ciudad, en razón a que cerros como el de La Judía actúan como un muro de protección para las brisas cálidas que provienen del Magdalena Medio.

 

Publicada por
Contactar al periodista
Publicidad
Publicidad
Publicidad