Lunes 20 de Agosto de 2018 - 12:01 AM

Ataque contra venezolanos caldea la frontera en Brasil

El Ministerio de Seguridad de Brasil informó que enviará efectivos extras de la Fuerza Nacional a Pacaraima con previsión de que lleguen hoy, aunque no ofreció mayores detalles.
EFE / VANGUARDIA LIBERAL
Vista general de los daños ocasionados por una manifestación de ciudadanos brasileños contra la presencia de inmigrantes venezolanos el pasado sábado, en la localidad fronteriza de Pacaraima (Brasil).
(Foto: EFE / VANGUARDIA LIBERAL )

Los ataques de brasileños contra campamentos de inmigrantes venezolanos en la ciudad fronteriza de Pacaraima han llevado a 1.200 venezolanos a abandonar el país y han elevado la tensión en una región que pide auxilio al Gobierno.

Pacaraima vive hoy una calma tensa después de las protestas del pasado sábado que derivaron en actos vandálicos contra los inmigrantes venezolanos que huyen de la crisis económica, política y social que atraviesa su país.

Vecinos de esta pequeña localidad de 12.000 habitantes, en el empobrecido estado de Roraima, expulsaron a venezolanos de las tiendas de campaña donde sobreviven y les prendieron fuego a las viviendas temporales junto con sus objetos personales.

También cortaron durante cinco horas la principal vía de acceso al municipio a grito de “fuera venezolanos”, según videos de las protestas divulgados por redes sociales.

El motivo, la agresión de un conocido comerciante local a manos, supuestamente, de un grupo de venezolanos, que intentaron asaltarlo en casa con su familia, de acuerdo con el Gobierno de Roraima.

La ola de violencia ya ha provocado que al menos 1.200 venezolanos hayan decidido recoger sus pertenencias y abandonar Brasil para poner rumbo al lugar del que se fueron, según confirmó el Ejército brasileño.

Pacaraima se ha convertido en la principal puerta de entrada de los 50.000 venezolanos que en el último año y medio han ingresado a Brasil para rehacer sus vidas. Se estima además que cerca de 400 cruzan diariamente por ese punto de la frontera.

“Las autoridades no se están tomando en serio la situación”, denunció el alcalde de Pacaraima, Juliano Torquato.

“Tenemos todos los servicios públicos saturados. Estamos sobreviviendo en una realidad y no sé cómo (...) Estamos con nuestros recursos a cero, vamos a entrar en colapso”, añadió.

Torquato aseguró que algunos de los que han entrado “tienen problemas con la Justicia venezolana” y pidió que a todos se les pida el pasaporte y los antecedentes penales en los controles fronterizos.

Publicada por
Publicidad
Comentarios
Agregar comentario
Comente con Facebook
Agregar comentario
Comente con Vanguardia
Comente con Facebook
Agregar comentario
Vanguardia Liberal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia Liberal se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad