Viernes 09 de Febrero de 2018 - 02:34 PM

La ciencia le asegura: sí, es bueno reírse de usted mismo

En ocasiones, solo queda reír. A veces nos “damos muy duro” con respecto a algunos errores que cometemos que, en realidad, no son para tanto. Y con una buena carcajada, podemos seguir adelante y superarlo.
Tomada de Internet
El psicólogo Juan Armando Corbin asegura que para relajarse un poco más en la vida hay que aceptar los fracasos: en ocasiones no hay nada que podamos hacer, simplemente las cosas no salen como esperábamos o no podemos resolver un asunto que tenemos pendiente.
(Foto: Tomada de Internet)

Jennifer iba subiendo las escaleras con el celular en la mano: contestaba un mensaje de su pareja de entonces -el suceso ocurrió en 2016- y al intentar subir el siguiente escalón, con sus zapatillas brillantes y su pantalón entubado a la moda, tropezó ligeramente. Para evitar una caída dolorosa, apoyó las  manos en el escalón siguiente, quedando en una posición bastante graciosa.

Era la hora de entrada y sus colegas estaban esperando también para ascender con ella. Sin poder evitarlo, todos rieron.

Uno de ellos la ayudó a levantar y recogió su celular. Pero ella, sin poder contenerse, reaccionó con ira: desde hace un buen tiempo venía lidiando con la idea de ser perfecta.

Le puede interesar: Año nuevo, vida nueva: ¿cómo lograrlo?

“Le conté a mi jefe, quejándome de que todos se habían reído de mí. Y ella me dijo que era normal, una reacción graciosa al ver una caída que en realidad no es grave. Y se rió. No lo podía creer. Seguí quejando con mi novio y mis amigas hasta que una de ellas me dijo que en realidad, hacía mucho no me veía reír y que no era para tanto”.

Desde ese momento, para Jennifer, de 32 años, comenzó un viaje de autodescubrimiento que la llevó, incluso, a cambiar sus expectativas de la vida.

 

Un estudio realizado en 2011 por las universidades de Berkeley, California y Zurich encontraron que las personas que eran más capaces de reírse de sí mismas veían la vida de manera más positiva, lo cual incrementó el buen funcionamiento de su sistema inmunológico.

Le puede interesar: ¿Se puede ser feliz en la oficina?

Además, la investigación encontró otras cuatro formas en las cuales reírse de sí mismo puede beneficiar a su salud:

Es bueno para su corazón: un estudio de 2009 realizado por el Centro Médico de la Universidad de Maryland encontró que reírse de sí mismo y tomarse menos en serio puede prevenir un ataque al corazón y es capaz de evitar que desarrolle una enfermedad cardiovascular. 

Le puede interesar: Las pequeñas cosas que lo hacen feliz 

Tiene mayor resiliencia: las personas que se ríen de sí mismas manejan mejor las situaciones difíciles de la vida, lo que representa niveles más bajos de cortisol, la hormona que contribuye al estrés

Puede manejar mejor el dolor: las personas que se ríen de sí mismas y se toman las cosas menos en serio tienen una mayor capacidad de manejar el dolor ya que liberan más endorfinas, hormonas fundamentales en el proceso de disminuir el dolor tanto físico como emocional.

Le puede interesar: ¿Cree que en su vida no pasa nada?

Mejora su memoria a corto plazo: como al reírse de sí mismo sus niveles de estrés bajan, entonces el funcionamiento de la memoria a corto plazo mejora. Es más probable que usted recuerde lo que tiene que hacer si está menos estresado que sí lo está la mayoría del tiempo.

Publicada por
Contactar al periodista
Publicidad
Comentarios
Agregar comentario
Comente con Facebook
Agregar comentario
Comente con Vanguardia
Comente con Facebook
Agregar comentario
Vanguardia Liberal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia Liberal se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Tendencias en maquillaje que se impone en esta temporada
Las tendencias de maquillaje para esta temporada le apuntan a un rostro natural. Una piel fresca, con tonos vibrantes en los labios y los delineados...
Publicidad
Publicidad