viernes 29 de noviembre de 2019 - 12:00 AM

Lo que nos ha dejado el vandalismo en Bucaramanga

Vanguardia hizo un recorrido por la calle 36 para hacer un balance de los destrozos. Son cerca de 180 los locales afectados, cuatro cajeros automáticos averiados, dos notarías y cinco bancos llenos de grafitis en sus fachadas.
Escuchar este artículo

No existe un dato exacto de las pérdidas que ha dejado el vandalismo en el área metropolitana de Bucaramanga desde cuando comenzaron las protestas. Sin embargo, un primer estimativo da cuenta de al menos una cifra aproximada a los $10 mil millones, sin incluir la disminución de las ventas en los diferentes centros comerciales.

Además de las vitrinas averiadas, de los saqueos a los negocios y los daños en las fachadas de diferentes predios y cajeros automáticos, habría que decir que de lejos los más perjudicados, junto con el mobiliario urbano, han sido los usuarios del servicio de transporte masivo.

En los últimos días, los cerca de 112 mil pasajeros que en días normales se movilizan en los buses padrones han tenido que dejar de utilizar tal servicio en ciertas horas. Las razones: los bloqueos, los daños a las estaciones y las amenazas contra el Sitm que se han presentado.

Clamor de los comerciantes

Los representantes del sector formal también aseguran que se han visto obligados a cerrar sus locales, lo que obviamente disminuyó las ventas. El tema es grave si tiene en cuenta que todo esto sucede en plena apertura de la temporada navideña.

Heriberto Romero, miembro de unos establecimientos comerciales de la carrera 15 con calle 33, asegura que “es evidente que las manifestaciones están espantando la clientela y han reducido hasta en un 60% las ventas”.

Zorayda Santos, administradora de uno de los locales del Centro, dice que terminada la marcha del pasado 21 de noviembre, su establecimiento fue saqueado por vándalos. “Las pérdidas ese día fueron cerca de $36 millones. Se llevaron portátiles, celulares y televisores, dañaron equipos de sonido y rompieron vidrios. Unas cosas se las llevaron y otras las dañaron”.

“Esta semana hemos estado en esa dinámica de cerrar y abrir los negocios a medida que avanzan las marchas; a eso súmele que a la gente le da miedo venir al Centro. Nuestras ventas eran por ejemplo de $2 millones y medio y se bajaron a $ 1 millón 600 mil”, manifestó la administradora de un local de productos de pastelería.

El pasado miércoles la situación no fue distinta a la del 21. Luego de terminar de manera pacífica la marcha, un grupo de vándalos volvió a hacer de las suyas.

Lea además: Resumen de las marchas en Bucaramanga

Según varios testigos, los desadaptados lanzaron un artefacto explosivo contra las autoridades y atacaron con piedras varios establecimientos. El cajero de Davivienda de la calle 36 con carrera 15 fue destruido.

Además intentaron saquear un establecimiento de venta de ropa en la esquina de la calle 36 con carrera 18.

Según testigos, armados hasta con cuchillos, los delincuentes ingresaron para saquear prendas de vestir. Sin embargo, la Policía desplegó un fuerte operativo, reaccionó a tiempo y logró contener a los atacantes, quienes trataron de refugiarse en varios locales de la zona.

Tres personas que estaban realizando actos vandálicos fueron capturadas, según manifestó el General Manuel Antonio Vásquez Prada, Comandante de la Policía Metropolitana de Bucaramanga, Mebuc.

“En la capital santandereana la Policía garantizó la seguridad a todos los ciudadanos que participaron del derecho a la protesta. Sin embargo, al terminarla, algunos encapuchados, bandoleros, como delincuentes, quisieron llegar a varios establecimientos en el centro de la ciudad. Pese a que afectaron tres, en este momento tenemos capturas en flagrancia y estamos en procesos de judicialización”, puntualizó.

Elija a Vanguardia como su fuente de información preferida en Google Noticias aquí.
Publicado por

Etiquetas

Lea también
Publicidad
Comentarios
Comente con Facebook
Vanguardia no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad