martes 25 de enero de 2022 - 8:25 AM

Ocupación UCI a tope: no vacunados en alto riesgo

Un mes completó el actor antioqueño Fabio Restrepo internado en una unidad de cuidados intensivos (UCI).

Recordado por su aparición en películas como Sumas y Restas y en series como Escobar, el patrón del mal y Lady, la vendedora de rosas, Fabio (62 años) es hipertenso y diabético y en diciembre sufrió un desmayo por el que debió ser internado.

En la clínica contrajo una bacteria y posteriormente una neumonía, a causa de COVID -19, contó su hijo Mauricio Restrepo, al comentar que la salud de su padre es estable y que ha ido mejorando en la última semana. Mientras Fabio sigue luchando por su vida en la clínica Sagrado Corazón, de Medellín, su otro hijo Andrés no contó con la misma suerte.

También actor y productor, Andrés estaba internado por COVID -19 en una UCI desde el pasado 29 de diciembre. Su estado de salud siempre fue complejo y en la noche del domingo falleció.

Trayectoria

Andrés y su esposa estaban esperando una bebé. Es recordado por haber protagonizado la cinta Talento millonario (2017) y en televisión estuvo en proyectos como La reina del flow, Sin senos no hay paraíso, Escobar, el patrón del mal y La Selección 2, entre otros.

“Deja solo alegría y un gran legado de talento y expresividad. Conocí a Andrés desde hace diez años, hablábamos mucho, era un hermano para mí, era un ser maravilloso y un gran actor y productor”, recuerda su amigo y colega Felipe Giraldo, que recuerda que Andrés, que estudió arte dramático en España, era un líder en su casa, un referente para su padre y hermanos.

Le puede interesar: ¿Cualés son los efectos de la dosis de refuerzo? 5 datos sobre ómicron y la vacunación

Este año se estrenará la cinta Sara, rodada en Medellín, en la que Andrés Restrepo participa. Amigos cercanos al fallecido actor y productor confirmaron que no se había vacunado contra la COVID -19, virus que terminó con su vida.

Las estadísticas

Su caso es un reflejo de lo que científicos han reiterado una y otra vez: las posibilidades de morir por COVID -19 son mucho mayores para quienes no han recibido los pinchazos.

En Colombia, como lo explicó Julián Fernández, director de Epidemiología y Demografía del Ministerio de Salud, los no vacunados tienen un riesgo de cuatro a nueve veces más alto de morir por el virus.

En Antioquia, durante 2022 han muerto 363 personas no vacunadas, frente a 11 con una dosis y 27 con esquema básico completo, además de seis con dosis de refuerzo. Y en diciembre fueron 202 sin dosis recibidas, 25 con un solo pinchazo, 114 fallecidos con esquema completo y uno con refuerzo.

Los datos de muertes por cada 100.000 habitantes presentados recientemente por el Ministerio de Salud también lo demuestran.

En las semanas entre el 5 de diciembre del año pasado y el 1 de enero de este año, la tasa de fallecimiento en no vacunados fue de 1,7; 1,6; 1,4; 1,2, y en la primera semana de este año, alcanzó 1,8. Por el contrario, en los vacunados fue de 1,0; 0,9; 0,9; 0,7 y 1,2, respectivamente.

Como se ve en los datos, hay un incremento evidente, correspondiente con el aumento de los contagios en las últimas semanas. Inevitablemente, a más casos registrados más fallecidos por COVID -19 se reportarán.

Entre el 16 y el 22 de enero, la semana pasada, hubo 202.613 contagios oficialmente registrados en todo el país. El promedio nacional de fallecimientos fue de 166 diarios, y un total de 1163, mostrando un incremento de más del doble con respecto a la semana anterior, cuando hubo 572.

En Antioquia, el número de casos detectados ascendió a 21.197 en esa misma semana, frente a la anterior cuando fueron 36.612. No obstante, dados los nuevos lineamientos de testeo establecidos por el Ministerio de Salud sobre la toma de muestras, es evidente que hay un subregistro de contagios no diagnosticados.

Ocupación UCI preocupa

Y de la misma manera ha sucedido con la ocupación de las unidades de cuidados intensivos, que han venido llenándose cada vez más.

En Medellín, la ocupación alcanza el 96,23%, pues de 717 camas disponibles, hay 690 ocupadas. El 29% de esas corresponden a pacientes con COVID -19, mientras el 65% son pacientes que no han comenzado su esquema de inoculación, de acuerdo con Mayelis De La Rosa Madrid, coordinadora del Observatorio del Derecho Fundamental a la Salud de la Personería de la capital.

También puede leer: Cuatro de cada cinco fallecidos por COVID-19 no estaba vacunado, indica estudio

Así mismo, la ciudad tiene una ocupación de 93% en hospitalización general; el 13% es por pacientes positivos para coronavirus y el 55% tampoco ha recibido las inyecciones anticovid.

A nivel departamental, el panorama no es mucho mejor. Del total de 994 UCI con las que cuenta Antioquia, hay 907 ocupadas, lo que refleja una ocupación del 91,25 %.

Los municipios más críticos son Ríonegro (recién declarado en alerta roja), con sus 66 ocupadas; Bello con solo una de sus 39 unidades disponibles; La Ceja, que tiene ocupadas 17 de 19 UCIy Medellín con 27 camas libres.

A nivel nacional, por el contrario, el panorama es diferente. El porcentaje de UCI disponibles es 37%, y Antioquia, Cauca y Meta se disputan la mayor ocupación.

Elija a Vanguardia como su fuente de información preferida en Google Noticias aquí.
Suscríbete
Publicado por
Lea también
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad