miércoles 07 de diciembre de 2022 - 5:12 PM

Los médicos en Países Bajos podrán recetar pastillas abortivas a pacientes

La sociedad neerlandesa de médicos abortistas (NGvA) había subrayado su preocupación por el riesgo de que algunos médicos puedan interferir en los deseos de sus pacientes de interrumpir un embarazo.

Los médicos de familia en Países Bajos podrán recetar píldoras abortivas, después de que el Senado neerlandés haya respaldado una nueva legislación que introduce un cambio en la norma actual, por la que una mujer que necesitaba interrumpir un embarazo en las primeras nueve semanas debía acudir a una clínica.

La nueva legislación, que tiene como objetivo ampliar las opciones para las mujeres que tienen más difícil visitar una clínica abortiva, recibió un respaldo mayoritario del Senado, aunque pasó con el voto en contra de dos partidos de la extrema derecha y dos pequeños grupos religiosos.

En la actualidad, es necesario acudir a una clínica para interrumpir el embarazo durante las nueve primeras semanas, pero con este cambio legislativo los médicos de cabecera tendrán la opción de poder recetar píldoras especiales, aunque no sin antes someterse a una formación adicional sobre este medicamento, pero no están obligados a recetarlo.

La sociedad neerlandesa de médicos abortistas (NGvA) había subrayado su preocupación por el riesgo de que algunos médicos puedan interferir en los deseos de sus pacientes de interrumpir un embarazo.

“Una de nuestras preocupaciones es: ¿cómo sabrá una mujer si su médico está preparado para apoyarla en su aborto? En nuestro caso se puede decir que adoptamos un enfoque neutral porque este es nuestro trabajo diario, pero, lamentablemente, vemos en la práctica que los médicos de familia a veces retrasan o interrumpen el proceso (de aborto)”, lamentó su presidenta, Monique Opheij.

El pasado febrero, el Parlamento neerlandés ya aprobó eliminar el periodo de reflexión obligatorio de cinco días previo a recibir un tratamiento del aborto, una medida que los autores del proyecto de ley creen que no dejaba en manos de las mujeres la decisión sobre el tiempo que creen que necesitan.

Según los medios neerlandeses, cuatro de cada 16 clínicas de aborto en Países Bajos han advertido de que es posible que tengan que cerrar sus puertas una vez se permita a los médicos de familia recetar las píldoras abortivas, debido al impacto que supondrá esto en su financiación.

Elija a Vanguardia como su fuente de información preferida en Google Noticias aquí.

Etiquetas

Publicado por
Lea también
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad