jueves 18 de julio de 2019 - 1:50 PM

Esta es la magnitud de la crisis en el área de Urgencias del Hospital Universitario de Santander

En el servicio de Urgencias del Hospital Universitario de Santander, HUS, se registra una situación delicada. Allí hay días en que se atiende a más del doble del número de pacientes para la que está acondicionada esta sala de emergencias.
Escuchar este artículo

Día y noche al Hospital Universitario de Santander, HUS, acuden personas en búsqueda de atención médica. No solo llegan accidentados o heridos por riñas, también pacientes seriamente afectados por enfermedades crónicas como cáncer e incluso mujeres que están por dar a luz. La mayoría son adultos mayores. Todos reclaman una atención oportuna en medio del caos.

Las ambulancias vienen y van, mientras en las afueras del complejo hospitalario la mayor parte del tiempo hay gente haciendo fila para poder ingresar. No provienen únicamente del área metropolitana de Bucaramanga sino del resto de Santander, Arauca, sur del Cesar, Norte de Santander y el oriente de Antioquia.

Lea también: Cinco personas en Santander habrían muerto por dengue

Solo el pasado miércoles, según lo pudo constatar Vanguardia.com que hizo un recorrido por el sitio, se atendieron más de 220 usuarios en el servicio de urgencias, que solo cuenta con 94 camas.

Ante este panorama el HUS debió reforzar el personal. También se ubicaron en los corredores y salones, sillas y camillas que no pertenecen a esta área. Las salas de espera se convirtieron en salas de hospitalización. Aunque no son los lugares más adecuados no quedan más alternativas para brindarles atención a los enfermos.

Esta es la magnitud de la crisis en el área de Urgencias del Hospital Universitario de Santander

Javier Francisco Martínez Durán, coordinador del servicio de Urgencias del HUS, señaló que se trata de una situación derivada desde años atrás por la crisis del sistema de salud. “Las aseguradoras no tienen redes alternas como lo dice la norma. Muchos pacientes tienen que ser trasladados a otros si-tios cuando el hospital ha copado su capacidad, pero no tienen otra alternativa en donde ser atendidos”.

¿Qué ha empeorado esta situación? Martínez Durán culpa a las EPS como Médimas, Asmet Salud, Comparta y Salud Vida. “Ninguna una otra institución les presta servicios. A los afiliados no los atienden por razones de tipo administrativo o económico y resultan en la red pública, donde son atendidos obligatoriamente”.

La atención en el HUS se presta las 24 horas del día, en ningún momento se ha detenido, pese a la congestión.

Lea también: Colapsó área de urgencias del Hospital Universitario de Santander

En el triaje se clasifican los pacientes que verdaderamente tienen que atenderse en nuestra institución, los demás son enviados a otros centros médicos de niveles inferiores. “Tenemos un equipo médico comprometido, disponible para estos eventos. Llevamos muchos años con este problema, sin embargo siempre estamos listos para lo que nos llegue”.

No obstante, muchos se quedan ‘estancados’ allí. Solo en la tarde del miércoles, 60 pacientes debían ser remitidos a otros centros médicos, pero Martínez cuenta que “las aseguradoras no resuelven absolutamente nada”.

Algunas EPS ni siquiera ofrecen una red para que sus usuarios accedan a consulta externa por lo que deben recurrir al servicio de urgencias, donde son atendidos sí o sí. Es así como médicos contratados para atender partos complejos resultan atendiendo partos común y corrientes. Al estar congestionado el servicio de urgencias, las demás áreas también registran la misma situación.

El HUS es un reflejo de lo que pasa en los otros centros médicos públicos de la región, en los que “fácilmente se podría encontrar pacientes en el suelo”, lamenta Martínez.

$!Esta es la magnitud de la crisis en el área de Urgencias del Hospital Universitario de Santander
Elija a Vanguardia como su fuente de información preferida en Google Noticias aquí.
Publicado por
Lea también
Publicidad
Comentarios
Comente con Facebook
Vanguardia no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad