lunes 02 de agosto de 2021 - 8:19 PM

La cadena de errores en el caso de la desaparición de Sara Sofía Galván

Una seguidilla de errores de parte de la Fiscalía permitió, en menos de tres días, que Carolina Galván y Nilson Díaz, madre y padrastro de Sara Sofía Galván y presuntos responsables de su desaparición, quedarán en libertad.
Escuchar este artículo

Estos errores tienen su génesis en la audiencia de formulación de imputación, según la Juez Segunda Penal del Circuito Especializado de Bogotá, porque la Fiscalía no indicó a Carolina y a Nilson, cuáles eran los hechos jurídicamente relevantes por los que se les estaba imputando el delito de desaparición forzada. Es decir, “las condiciones modales en las que ocurrieron los hechos y la forma en que los procesados intervinieron”.

Hechos jurídicamente relevantes que corresponden a: “El día 24 de febrero de 2021 la señora Xiomara Galván Cuesta, interpone denuncia por la desaparición de la menor Sara Sofia Galván, de 22 meses de edad, indicando que para el día 15 de enero de 2021, su progenitora, Carolina Galván Cuesta, se llevó a la menor para pasar con ella un fin de semana, pero desde esa fecha no se tiene conocimiento de su paradero, dando cuenta de la comunicación sostenida con una señora Maricela, quien trabaja en Corabastos, quien le indicó que Carolina le comentó que tenía una menor de edad que se le murió en la casa, por lo que se asustó y con su compañero sentimental la arrojaron en una bolsa al caño de Tunjuelito".

Sobre estos hechos la Juez dijo que la Fiscalía no los argumentó, sino que solamente se “limitó a la lectura de varios medios de prueba, afectando los derechos de los procesados en su labor defensiva”.

El Juzgado agregó que durante la imputación se confundieron hechos jurídicamente relevantes con: “hechos indicadores y medios de prueba, tales como la denuncia, las entrevistas o los informes”, y que con relación a Nilson Díaz “la Fiscalía no indicó qué participación tuvo, además de ser la pareja sentimental de la mujer y de cobrar un subsidio”.

Por esta razón, decretó la nulidad del proceso y lo envió a la etapa de indagación, con el objetivo de que “la Fiscalía corrija estos actos irregulares, para que se adelante un juicio con las formas propias y en estricto apego de las garantías de las víctimas e indiciados”.

Esta decisión estremeció a la Fiscalía, quien por medio de un comunicado aseguró que: “no existió error en la imputación jurídica y se presentaron los elementos materiales probatorios suficientes para sustentarla, entre ellos dos confesiones de los presuntos responsables”.

Además, agregó que compulsará copias a la Comisión Nacional de Disciplina Judicial para que investigue a la juez del caso, dado que con la decisión tomada se vulneran los derechos de la menor. Este recurso fue delegado este martes al presidente de la Comisión Nacional de Disciplina, Jorge Eliécer Gaitán Peña.

Segundo round

El pasado primero de agosto Carolina Galván y Nilson Díaz fueron recapturados cuando salían de la cárcel el Buen Pastor y la Modelo de Bogotá, tras considerar la Fiscalía que tenía los elementos materiales probatorios suficientes para sustentarla, entre ellos dos confesiones de los presuntos responsables.

Sin embargo, la Juez Quinta de Control de Garantías de Bogotá dejó nuevamente en libertad a Carolina Galván y Nilson Díaz, madre y padrastro de Sara Sofía Galván, tras considerar que a los detenidos no se les suministró un abogado oportunamente para preparar de manera adecuada la defensa.

Esta decisión no fue compartida por la Fiscalía, que señaló que desde las primeras horas del domingo, los dos capturados recibieron asistencia de una defensora pública, como consta en un informe de la Policía Nacional, entidad que realizó las capturas y estuvo a cargo de la custodia de los indiciados.

Tras esta decisión, la Fiscalía anunció que mediante una fiscal del Grupo de Trabajo Nacional de Violencia de Género, solicitará a la Judicatura audiencia para formular imputación contra Nilson Díaz y Carolina Galván, para lograr nuevamente su vinculación en el proceso y avanzar así en las investigaciones para tener absoluta claridad sobre lo ocurrido.

Independencia judicial

Frente a las decisiones que ha tomado la Fiscalía, de compulsar copias a la Comisión Nacional de Disciplina, el abogado penalista Marlon Diaz le explicó a COLPRENSA, que las partes involucradas en un proceso no pueden “investigar a la otra, porque no está de acuerdo con la decisión de un juez, lo que debe hacer es interponer los recursos que sean procedentes contra la misma, pero jamás pasar a compulsar copias disciplinarias o penales, porque eso consistiría en una indebida manipulación de la administración de justicia y perdería la independencia”.

Por su parte, la corporación de jueces y magistrados (Corjusticia), también se refirió a este tema, rechazando las manifestaciones de la Fiscalía y mostrándose preocupado frente “a la cultura de descrédito que pretende consolidarse en contra de la actividad jurisdiccional”.

Elija a Vanguardia como su fuente de información preferida en Google Noticias aquí.
Suscríbete
Publicado por
Lea también
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad