sábado 23 de octubre de 2010 - 4:19 PM

Bucaramanga ganó y se clasificó a semifinales

Atlético Bucaramanga es sinónimo de sufrimiento y así quedó más que demostrado ayer en el estadio Alfonso López donde derrotó 2 - 1 a Rionegro, en la fecha 35 del Torneo Postobón, a pesar de empezar perdiendo, sufrir la anulación de un gol por fuera de lugar y errar una pena máxima.
Escuchar este artículo

El equipo de 'Kiko' Barrios tuvo un primer tiempo como pocos en el año, con buen trato de balón, con un juego colectivo sorprendente y un ataque vertical que les permitió llegar con peligro al arco rival. Sin embargo ninguno la empujó al fondo de la red.

El estratega sabía desde antes que Rionegro es un equipo peligroso con el balón en los pies y por eso no se lo prestó, planteando un esquema que les permitió manejar y proponer en los primeros 45 minutos.  

En la etapa complementaria el técnico de Rionegro, Wiston Cifuentes, ingresó al delantero Alexánder Mosquera por Jair Mejía y la movilidad en ataque mejoró. Los antioqueños se tomaron más confianza y con el pasar del tiempo aceleraron el paso.

Cuando corría el minuto 11 Julián Pachón aprovechó una desatención del portero Milton Patiño, quien salió a nada y lo 'bañó' silenciando el estadio de la carrera 30.  

El desespero de los locales sólo duró 15 minutos, pues el árbitro Ulises Arrieta pitó una falta de Sebastián Arias sobre Mauricio 'Café' Mendoza en el área. El penal fue cobrado por Elkin Amador y el remate salió desviado, perdiendo la oportunidad de empatar.

La desesperación se apoderó de los santandereanos e inclusos se vieron reclamos aireados entre Ómar Rodríguez y 'Café' Mendoza.

Pero lo mejor estaba por venir y llegó al minuto 31 con 'Michi' Sarmiento, quien de potente derechazo desde fuera del área, anotó el gol que rescataba un punto. El marcador era bueno y la paridad daba tranquilidad, sin embargo a dos minutos del final apareció Mauricio González y también con un excelente remate de media distancia, concretó el segundo y definitivo que además de la victoria, le entregó al Bucaramanga la clasificación a los cuadrangulares semifinales donde buscará el anhelado ascenso.

¿Por qué ganó EL Atlético?

Porque sus jugadores tuvieron la suficiencia y los arrestos para voltear un marcador adverso.

Porque Andrés Sarmiento y Mauricio González probaron desde lejos y demostraron que la media distancia es otra alternativa de gol.

Porque a pesar de las situaciones de calentura que evidenciaron algunos jugadores de Bucaramanga, al final todos se enfocaron en la clasificación y la lograron.

Porque Rionegro no mostró ambición y cuando dominaba el partido prefirió replegarse y cuidar la ventaja que tenía de un gol.

 

Elija a Vanguardia como su fuente de información preferida en Google Noticias aquí.
Suscríbete
Publicado por
Lea también
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad