lunes 16 de febrero de 2015 - 12:01 AM

Goleada histórica del Atlético Bucaramanga

El sentido homenaje que se le hizo ayer a Roberto Pablo Janiot, y en el que estuvieron su esposa y sus hijos, al parecer le dio un golpe anímico bastante fuerte al Atlético Bucaramanga que logró la mayor goleada de su historia en la segunda división del Fútbol Profesional Colombiano.

La fiesta en el estadio Alfonso López de la capital santandereana estaba montada.

Los hinchas llegaron en gran número pese a que el Atlético Bucaramanga no tuvo un buen papel en los cuadrangulares especiales del mes de enero en Bogotá, y más si se piensa que el de ayer marcó el comienzo del séptimo año del equipo en la Primera B.

Pero este comienzo fue bueno, y más allá de eso fue alentador, puesto que Carlos Giraldo, Luis Aníbal Mosquera, Daniel Cataño, César Amaya y Jeysen Núñez, en dos oportunidades, le dieron a la afición seis razones para creer en el equipo y seguir soñando con el ascenso.

Sí, Atlético Bucaramanga le marcó seis goles al Expreso Rojo y no se dejó convertir ninguno, concretando de paso la mayor goleada de su historia en la segunda división.

Los goles fueron llegando uno a uno y los datos empezaron a surgir, buscando antecedentes cercanos a esta victoria.

El más reciente data del 4 de abril de 1999 cuando el ‘Leopardo’ derrotó 6-0 a Envigado. En aquella mágica tarde Robert Villamizar (2), Orlando Ballesteros (2), Oyie Flavién y el debutante Luis Gabriel Rey, quien no solo anotó su primer gol como profesional sino que marcó el sexto y definitivo para los santandereanos, le dieron a la afición una de las grandes alegrías que aún se recuerdan.

Dominio total

El partido de ayer es bueno para el equipo pues una victoria así sin duda generará una reacción positiva en el tema anímico.

Desde el minuto uno de juego el Atlético buscó el arco rival e incluso la tuvo con César Amaya, quien no aprovechó una jugada que fue habilitada por el juez de línea.

En el medio del campo sobresalía Daniel Cataño, quien recibió la tarea de organizar el juego, sin embargo, aunque pedía constantemente el balón por momentos se veía falto de un ‘socio’ para abrir más espacios.

Al minuto 15 empezó la fiesta para los locales. Jeysen Núñez cobró un tiro libre desde el costado occidental y Carlos Giraldo, con un movimiento inteligente ganó la posición en el primer palo y de cabeza le cambió la trayectoria al balón anotando el primero.

La anotación le dio confianza al once que dirige José Manuel ‘Willy’ Rodríguez y los jugadores empezaron a profundizar más en ataque aprovechando el costado derecho.

Ocho minutos después del primer tanto se generó una jugada casi calcada y el Bucaramanga aumentó la ventaja a dos. Núñez cobró desde el mismo costado, esta vez un tiro de esquina, y Aníbal Mosquera ganó de nuevo en el primer palo y de cabeza volvió a vencer al portero Maicol Borja.

Al minuto 35 el volante Daniel Cataño, de buena actuación, aprovechó el espacio que le dejó la defensa de Expreso Rojo y remató una especie de centro. César Amaya trató de cabecear el balón, pero no lo tocó y el amague confundió al portero que no tuvo tiempo de reaccionar, dejando el marcador en tres.

La cuarta anotación llegó a dos minutos del descanso tras un buen pase de Cataño que fue bien aprovechado por Amaya, quien controló y definió perfectamente ante la salida del portero Borja.

Para el segundo tiempo el protagonismo pasó a manos de Jeysen Núñez, quien amplió el marcador en dos oportunidades (20’ y 25’), el primero con un potente remate y el segundo con un toque sutil luego de una seguidilla de errores de la zaga de Expreso. Las dos anotaciones también le permitirán al jugador retomar su confianza especialmente luego de las críticas recibidas, después de su desempeño en los cuadrangulares de enero.

Lo que se viene

Más allá de la victoria Bucaramanga debe pensar desde ya no solo en el duelo del próximo fin de semana ante Barranquilla, sino que deberá enfilar baterías al debut en la Copa Águila frente a Alianza Petrolera.

De igual forma los dirigentes deberán acelerar el tema de un nuevo delantero, pues al parecer lo de Qílder Medina se complicó y el atacante tendrá que viajar a Ecuador para solucionar los inconvenientes que tiene con su antiguo club.

Si bien es cierto el equipo ganó, el camino aún es largo y la concentración debe permanecer intacta para no dejarse sorprender en el camino de retorno a la A.

¿Por qué ganó Bucaramanga?

- Porque los jugadores estuvieron concentrados al ciento por ciento y desde el primer minuto generaron opciones de riesgo.

- Porque la efectividad estuvo del lado del Bucaramanga y aprovechó casi la totalidad de las llegadas.

- Porque supieron aprovechar las ventajas que entregó Expreso Rojo y a partir de allí generaron el fútbol.

Publicado por
Lea también
Publicidad
Comentarios
Comente con Facebook
Vanguardia no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad