sábado 11 de diciembre de 2021 - 12:00 AM

Así está Santander en materia de producción lechera

La venta de vacas para entrar al comercio de ganado, los efectos de la pandemia por el COVID-19 y cambios climáticos fuertes han sido los determinantes de los inconvenientes en la cadena de producción de la leche en Colombia, panorama que también se vive en el departamento.

La Asociación Colombiana de Productores de Leche, Asoleche, reveló que el sector lácteo del país está enfrentando una situación compleja por el desabastecimiento del producto.

Según las cifras presentadas por el gremio, se están produciendo 1,6 millones de litros diarios menos, lo que equivale a una caída del 15%.

Sin embargo, desde la Federación de Ganaderos de Santander explicaron que no hay desabastecimiento, pues incluso la producción ha aumentado este año. En el último trimestre se registró un incremento del 4,2%, de acuerdo con las cifras de crecimiento del PIB pecuario del Dane. Cada día salen 19,7 millones de litros, indican las cifras de la Federación Colombiana de Ganaderos, Fedegan.

En el departamento se producen 375.497 litros de leche al día, lo que representa cerca de $504 millones.

Obstáculos que enfrenta el sector

El problema radica principalmente en inconvenientes que se han presentado en la cadena de producción de la leche.

Entre estos se encuentra el alza de los precios de las materias primas e insumos por el incremento del precio del dólar y la crisis de los contenedores, por lo que no es viable mantener las vacas.

Esto ha dado pie a la migración de fincas productoras de leche hacia otros sectores económicos, principalmente a la ganadería y venta de carnes.

Los lecheros del departamento coinciden en que se ha dado un aumento en el precio de los insumos que superan los $20.000, lo que provocó el incremento de $250 por litro de leche. “Esto hace que trabajemos a pérdidas y la leche no tendrá el valor real que debería”, dice Daniel Toloza Mendoza, lechero del municipio de Charta. No obstante, agrega que esta semana se ha estabilizado el precio de los concentrados, vitamínicos y purgantes.

Esto incide también en la cantidad de producción de derivados del lácteo, al igual que a los lerechos que venden el producto puerta a puerta, dice Armando Rojas Amaya, lechero de Bucaramanga.

Por otro lado, los efectos de la pandemia del COVID-19 siguen afectando al sector, pues se ha alterado el comercio internacional del cual se obtienen dichos insumos importantes para la producción lechera como fertilizantes y suplementos.

Lea también: Emisor prevé que IPC llegue a 5,3% en 2021, en medio de concertación del mínimo

El factor climático también es un tema importante. Jaime Clavijo, director ejecutivo de Fedegasan, indica que las fuertes lluvias afectan los suelos y los pastos en los que se alimentan las vacas, y el verano mantiene áridos los terrenos, fenómenos que se han intensificado los últimos 10 años.

Según Asoleche, se verá aún más reducida en el primer trimestre del próximo año debido a las heladas del territorio nacional.

Otro de los factores es el Paro Nacional, en el primer semestre del año, periodo que fue complejo, afirma Clavijo, pues muchos lecheros, principalmente en Boyacá y Cundinamarca, enfrentaron pérdidas económicas y llegaron a liquidar sus vacas.

El director ejecutivo de Fedegasan afirma también que las importaciones de lácteos han sido determinantes para generar sobre ofertas por parte de las industrias internacionales ante las locales, lo que lleva a la reducción del precio por litro.

Elija a Vanguardia como su fuente de información preferida en Google Noticias aquí.
Suscríbete
Image
María Lucía Bayona

Periodista egresada de la Universidad Autónoma de Bucaramanga. Miembro del equipo web de Vanguardia desde el 2021 con el cubrimiento de temas de actualidad y formatos audiovisuales.

@velvetmals

mbayona@vanguardia.co

Lea también
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad