jueves 21 de noviembre de 2019 - 4:30 PM

Pólizas que comerciantes deben tener en cuenta si sufren daños por marchas

Las empresas con afectaciones en jornadas como las de hoy deben contener en su póliza todo riesgo la inclusión de estos hechos.
Escuchar este artículo

Las jornadas de protestas siempre causan temor por posibles actos vandálicos y daños en propiedades privadas. Si algún comerciante sufre afectaciones en medio de marchas, debe tener en cuenta que su seguro de daños a terceros o todo riesgo incluya cubrimientos especiales en casos de motín, asonada, estado de conmoción civil, actos malintencionados de terceros y terrorismo.

Es muy importante aclarar que solamente el seguro todo riesgo no tiene en sus facultades cubrir ese tipo de daños. Por ello, quien desee establecer esos segmentos tiene que pedir a su compañía de seguros que le incluyan dentro de su póliza esas variantes, con un costo adicional.

El vicepresidente técnico de la Federación de Aseguradores Colombianos (Fasecolda) explicó que generalmente este tipo de servicios son contratados por personas y comerciantes que quieren proteger su hogar, su oficina o sus pequeñas, medianas o grandes empresas.

“Los seguros todo riesgo de las pymes tienen exclusión allí. Sin embargo, se pueden contratar de manera expresa en adición a la póliza, porque están excluidas, pero si la persona quiere tener esa cobertura, lo puede hacer, podría decir: véndame una todo riesgo e inclúyame esas variables”.

Le puede interesar: Desmanes entre encapuchados y el Esmad en el occidente de Bogotá

Por lo anterior, Varela advirtió que el mensaje más importante para los comerciantes es que “la persona que cuente con esa póliza se entere y verifique si tiene esas coberturas especiales; todo está claro en la póliza, no hay letra pequeña, eso es un mito, está perfectamente claro, entérese bien si la tiene y cómo opera en caso de que tenga que usarla”.

Además, el vicepresidente de Fasecolda mencionó que los que más sufren este tipo de daños son quienes están en inmediaciones de corredores importantes y, en algunos casos, las compañías niegan ese servicio extra porque consideran que hay alto riesgo.

En esa situación, el comerciante puede acudir a la Superintendencia Financiera para que, junto a la aseguradora, se realice un análisis específico para “contemplar unas condiciones especiales para que la póliza pueda operar”. Y agregó que es muy posible que los microempresaríos encuentren costos razonables para su bolsillo y “lo importantes es que protejan su patrimonio”.

Por otra parte, mencionó que las pólizas contra daños sí incluyen coberturas por hurto a bienes, lucro cesante, incendios, terremotos y transporte de mercancía, entre otros, “Son las fundamentales y que debe tener todo empresario”, dijo.

Elija a Vanguardia como su fuente de información preferida en Google Noticias aquí.
Suscríbete
Publicado por
Lea también
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad