lunes 19 de agosto de 2019 - 12:00 AM

Envían a prisión a soldado que asesinó de 13 puñaladas a un hombre en Bucaramanga

Elkin Darío Jerez Gutiérrez, de 45 años, fue asesinado en zona boscosa de la vía a Morrorrico, en Bucaramanga. 22 días después de este crimen, el responsable fue capturado y enviado a la cárcel.

Las cámaras de seguridad de un establecimiento comercial y los testimonios de testigos fueron la clave para lograr la identificación de la persona que el pasado 27 de julio asesinó de 13 puñaladas a un hombre de 45 años, identificado como Elkin Darío Jerez Gutiérrez, en una escarpa aledaña al Parque del Agua, en la vía que conduce hacia al barrio Morrorrico de Bucaramanga.

Se trata de Wilmer Jaimes Rodríguez, quien para la época de los hechos prestaba su servicio militar como soldado regular del Batallón Francisco José de Caldas de la Quinta Brigada del Ejército Nacional, con sede en el barrio San Alonso de la capital santandereana.

Este joven de 20 años fue capturado por agentes del CTI de la Fiscalía ayer sobre las 7:00 de la mañana en una finca de la vereda San Mateo, jurisdicción del municipio de Betulia, Santander.

El hallazgo del cuerpo

Este crimen, el cual se esclareció en su totalidad en tan solo tres semanas, quedó al descubierto sobre las 8:30 a.m. del día antes mencionado cuando un militar reportó a sus superiores y a la Policía haber encontrado el cadáver de un hombre, camuflado entre la hojarasca y decenas de tallos de bambú, mientras pasaba revista por los puestos de control de la guarnición.

De acuerdo con lo revelado por la Fiscalía, aquel soldado era Wilmer Jaimes, mismo que horas antes había atacado con arma blanca a Jerez Gutiérrez en múltiples oportunidades, hasta causarle la muerte.

La investigación advierte que el uniformado salió del batallón sin permiso alguno sobre las 8:30 p.m. del viernes 26 de julio. Consigo llevaba una mochila con ropa.

Ya vestido de civil, hacia las 1:00 a.m. del siguiente día, el hoy procesado llegó a un billar en la calle 32 con carrera 33A del sector de Guarín. Allí, según quedó en evidencia en cámaras de video, conoció a Elkin Darío, quien habitualmente frecuentaba este establecimiento.

Le puede interesar: De 12 puñaladas asesinaron a un hombre en Bucaramanga

Ambos hombres departieron durante varios minutos en el billar y luego, por motivos que aún son investigados, se dirigieron sobre la 1:30 a.m. a la zona en donde se produjo el crimen.

Según la versión que conoció la Fiscalía a través de un soldado al que Jaimes Rodríguez le confesó lo ocurrido, Elkin Darío habría querido tener relaciones sexuales con el militar, a lo que este respondió propinándole las 13 puñaladas y dejándolo abandonado en el lugar.

Con sangre de la víctima impregnada en su ropa, Wilmer ingresó al batallón e intentó ocultar las evidencias lavando las prendas.

Horas después, volvió al lugar del asesinato y reportó el hallazgo del cuerpo a las autoridades judiciales. Incluso entregó una falsa entrevista argumentando que no conocía al fallecido.

Las pruebas

Desde el mismo día que apareció el cuerpo agentes del CTI, en coordinación con la Fiscalía Primera de la Unidad de Vida, se dieron a la tarea de recopilar cada una de las piezas para esclarecer este caso.

Una las pruebas más valiosas fue el testimonio del soldado que estaba de guardia en la noche de los hechos, quien además de percatarse del ingreso de Wilmer Jaimes al batallón, este le contó acerca de una riña que había tenido.

Lea también: Bus con hinchas del Bucaramanga se volcó en vía a Barracabermeja

“Me dijo que primero había ido al parque Centenario, compró dos pepas para ‘trabarse’ y una navaja... Ya en el billar conoció a un señor gay y cuando él lo iba a tocar, sintió muchas ganas de apuñalar. La primera se la pegó en el cuello”, reveló el uniformado en su entrevista.

A esto sumó los videos del billar, la declaración entregada por la administradora de ese lugar y las prendas que llevaba el soldado al momento del homicidio.

Con todas estas evidencias, el Juzgado Noveno Municipal de Garantías emitió la orden de captura en contra de Wilmer Jaimes.

Ayer en la tarde, al conocer todas las evidencias en su contra durante su judicialización adelantada en el Centro de Servicios de Bucaramanga, Jaimes Rodríguez decidió allanarse a los cargos de homicidio agravado que le imputaron.

Por último, un Juez de Garantías le dictó medida de aseguramiento intramural.

Es de resaltar que mientras el proceso judicial avanzaba, el joven de 20 años fue expulsado del Ejército Nacional.

Elija a Vanguardia como su fuente de información preferida en Google Noticias aquí.
Publicado por
Lea también
Publicidad
Comentarios
Comente con Facebook
Vanguardia no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad