jueves 01 de julio de 2021 - 11:00 AM

Así quedó la sede de Foscal Nueva EPS en Bucaramanga tras ataque del miércoles en la noche

Jorge Ricardo León Franco, director General de la Clínica Foscal, rechazó categóricamente el atentado del que fue víctima el miércoles en la noche la sede Foscal Nueva EPS, que funciona en San Alonso y atiende alrededor de 20 mil usuarios.
Escuchar este artículo

En medio de los desmanes de este miércoles 30 de junio, protagonizados por un grupo de jóvenes una vez finalizada la jornada de manifestación pacífica convocada en Bucaramanga, en medio del paro nacional, la sede de la Foscal Nueva EPS, ubicada en San Alonso fue víctima de un ataque vandálico.

Esta institución de salud fue blanco de la violencia que se desató anoche: vidrios rotos y destrozos en su fachada fue el saldo de la jornada.

“Hoy ha estado trastornado el servicio porque fuimos objeto de ese ataque brutal, un centro médico al que seguramente esas personas o sus familiares van a tener que acudir porque posiblemente muchos son de Nueva EPS”, señaló León Franco.

Agregó que no es posible que en medio de una pandemia, con la capacidad de atención al tope, sin cupo en una UCI o en una cama de hospitalización, con deficiencia de oxígeno e insumos, los violentos atenten contra un centro médico.

“Hago un llamado a que estos señores racionalicen, atentar contra una institución de salud es muy grave. La destrozaron en su fachada, afortunadamente no se robaron nada...”, dijo.

Mencionó que en este momento no hay servicio, posiblemente se restablecerá en horas de la tarde.

En esta sede de la Foscal se ofrecen servicios de primer y segundo nivel como de medicina general, odontología, psicología, pruebas de laboratorio, radiología, medicina interna, ginecología, pediatría, farmacia, entre otros.

Así mismo, el director General de la Clínica Foscal indicó que el arreglo de los daños puede costar cerca de $100 millones.

El Coronel Luis Quintero, subcomandante de la Policía Metropolitana de Bucaramanga, indicó que en la jornada de anoche hubo actos de provocación a la Policía y daños a diferentes establecimientos comerciales.

“Lo más grave es que atacaron una institución de salud, que es lo más absurdo que puede pasar, no podemos pretender defender la protesta pacífica cuando se está acudiendo a la violencia para atacar un centro de salud”.

“El llamado nuevamente es a la conciliación, al diálogo, a buscar solución a toda la problemática a través de una agenda programada de diálogo con las autoridades que corresponda, no con actos de violencia”, agregó.

Elija a Vanguardia como su fuente de información preferida en Google Noticias aquí.
Suscríbete

Etiquetas

Publicado por
Lea también
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad