lunes 10 de junio de 2019 - 12:00 AM

Bucaramanga pide al Gobierno la devolución de $7.939 millones

En 2016 el Gobierno Nacional y la Alcaldía de Bucaramanga hicieron un convenio por cerca de $41 mil millones, para ejecutar obras de adecuación para la Jornada Única en seis colegios de la ciudad. Hasta la fecha se han intervenido solo tres de estos planteles. El Municipio reclama el dinero girado.

Mediante una comunicación oficial, dirigida al Presidente de la República y a la Ministra de Educación, la Alcaldía de Bucaramanga le solicitó al Gobierno Nacional el reintegro o la devolución de $7.939 millones.

Según informó el Alcalde (e) de la capital santandereana, Manuel Azuero, tal reembolso se le pidió a la Nación debido al incumplimiento en las obras de la Jornada Única, que se adelantan en colegios públicos de la ciudad.

Lea también: Así reciben los alumnos del área el año lectivo 2019

Dicha solicitud formal se emitió el pasado 4 de junio. Además del Alcalde (e) de Bucaramanga, esta carta también fue firmada por la Secretaria de Educación del Municipio, y por los rectores de tres colegios públicos.

El convenio

Hacia finales de 2016 la Alcaldía de Bucaramanga y el Gobierno Nacional firmaron un millonario convenio, para ejecutar obras de ampliación en varios colegios públicos de la capital santandereana, con el fin de hacer posible la aplicación de la Jornada Única.

Construcción de nuevas aulas de clase y de laboratorios, mejoramientos en cocinas, comedores y cafeterías, fueron algunos de los trabajos convenidos entre el Municipio y la Nación.

Dicho convenio se firmó por un valor cercano a los $41 mil millones, recursos que fueron aportados de manera conjunta por el Gobierno Nacional y la Alcaldía de Bucaramanga.

El compromiso fijado fue intervenir seis colegios con tales obras, para beneficiar a más de seis mil estudiantes. De acuerdo con lo pactado, este año deberían quedar construidas 144 aulas nuevas en la capital santandereana.

Los planteles que se tuvieron en cuenta para realizar este proyecto son: Institución Educativa Santa María Goretti – Sede C (16 aulas), Escuela Normal Superior de Bucaramanga (47 aulas), Institución Educativa Camacho Carreño (31 aulas), Institución Educativa San José de la Salle - Sede C (23 aulas), Institución Educativa Politécnico - Sede C (18 aulas), y la Institución Educativa Rural Bosconia Santa Rita (9 aulas).

Un proyecto ‘a medias’

La Alcaldía de Bucaramanga asegura que, como parte de dicho convenio, su compromiso fue girarle $18.388 millones al Fondo de Financiamiento de la Infraestructura Educativa, Ffie; el cual forma parte del Ministerio de Educación Nacional.

Por su parte, el Gobierno Nacional adquirió la responsabilidad de hacer la adjudicación de dichas obras y todo su proceso de contratación.

Sin embargo, hasta la fecha solo se han registrado avances en tres de los seis colegios que se incluyeron para tal proyecto de la Jornada Única.

Según un balance presentado por la Secretaría de Educación de Bucaramanga al respecto, en dos de estos planteles los trabajos ya finalizaron, y en otro se adelantan tareas de demolición.

El Municipio asegura que en los tres colegios restantes no existe ningún progreso en materia de construcción. Es más, la Alcaldía afirma que ni si quiera se han expedido las licencias de construcción requeridas para las obras.

“Le pedimos al Presidente de la República y a la Ministra que se declare el incumplimiento en los contratos de la Jornada Única, porque no le cumplieron a Bucaramanga. Ya completamos más de un año y medio desde que enviamos el último peso de los cerca de $18 mil millones que nos correspondía girar, y solo nos han entregado el 30% de las aulas prometidas”, aseveró Manuel Azuero, alcalde (e) de la capital santandereana.

Los tres planteles en donde no se han iniciado tales obras son: San José de la Salle - Sede C, Institución Educativa Politécnico - Sede C, y Bosconia Santa Rita.

Ante el incumplimiento de los trabajos de construcción en estos tres colegios, el Municipio solicita la devolución o el reintegro de $7.939 millones.

“Nuestra posición es que nos deben retornar esos recursos que giramos, o que ese dinero se oriente y se reasigne a un proyecto que sea viable. Esperamos que el Gobierno Nacional nos regrese este dinero”, indicó el funcionario.

Según Azuero, estos cerca de ocho mil millones de pesos los utilizaría el Municipio para hacer inversiones en infraestructura educativa.

Es decir, tales recursos se destinarían para hacer diferentes trabajos de reparación en colegios, y para el fortalecimiento o mejoramiento de las plantas físicas.

Van 63 aulas entregadas de 144

De las 144 aulas nuevas que se prometieron construir en Bucaramanga, como parte de dicho convenio para la Jornada Única, hasta la fecha solo existen 63 de ellas, de acuerdo con el más reciente reporte entregado por la Alcaldía de Bucaramanga.

Las primeras obras en culminarse fueron las de la Institución Educativa Santa María Goretti - Sede C, que se entregaron a inicios de 2019, con 16 aulas nuevas. Allí se construyeron salones para primaria, preescolar, una biblioteca y dos aulas multipropósito.

Los trabajos en la Escuela Normal Superior de Bucaramanga también se cumplieron a cabalidad. Recién se terminó la construcción de 47 aulas adicionales, de las cuales hacen parte cuatro laboratorios especializados, además de una cocina y de un comedor.

Estos son los dos planteles en donde dicho convenio se cumplió con rigurosidad, y respetando los tiempos y plazos fijados.

El tercer colegio en donde se iniciaron trabajos es el Camacho Carreño. Actualmente se adelantan labores de demolición en tal predio. No obstante, esta obra registra un considerable retraso, ya que actualmente debería estarse levantando su estructura.

De acuerdo con lo informado por la Secretaría de Educación Municipal, el próximo mes se iniciarían las tareas de edificación para dicho plantel.

Bucaramanga reclama al Gobierno Nacional el pago de $1.200 millones

La Alcaldía de Bucaramanga también le reclama al Gobierno Nacional el pago de cerca de $1.200 millones, que hasta la fecha se le adeudan al Instituto de Salud de Bucaramanga, Isabu.

Dicha deuda se originó a raíz de los numerosos servicios médicos que se han brindado gratuitamente a los migrantes venezolanos, en los 24 centros de salud y centrales hospitalarias que dispone el Isabu en la capital santandereana.

Es preciso informar que en 2017 el Gobierno Nacional les ordenó, a las alcaldías y gobernaciones, garantizar la prestación de los servicios de salud para la población migrante. El Ministerio de Salud asumió los costos de tal atención a los ciudadanos provenientes del vecino país.

Sin embargo, la Alcaldía de Bucaramanga afirma que el Isabu apenas ha recibido ocho millones de pesos hasta la fecha, de los más de $1.200 millones que ha facturado por servicios prestados a la población venezolana.

Ante esta deuda, el pasado 22 de mayo el Alcalde (e) de la capital santandereana le envió una carta al Gobierno Nacional, dirigida al Ministro de Salud y al Director de Financiamiento Sectorial.

En dicha comunicación se hace énfasis en la alta demanda de servicios que tiene el Isabu por parte de los migrantes venezolanos, y en los costos que tales atenciones podrían generar para el cierre de 2019.

“Actualmente el Isabu soporta una gran afluencia de población migrante venezolana, con gran demanda de servicios. Aproximadamente el 30% de los servicios ambulatorios y el 60% de los servicios obstétricos son destinados a la población venezolana”, afirma tal misiva.

El alcalde (e) de Bucaramanga, Manuel Azuero, también advirtió en tal documento en cuánto podría llegar a incrementarse la deuda que tienen el Gobierno Nacional, al término del presente año.

“La proyección de la deuda del Estado al Isabu, por estas atenciones en salud, a 31 de diciembre de 2019 sería de $5 mil millones”, señala dicha carta.

Por ahora, Bucaramanga sigue brindando atención de urgencias para dicha población, y los servicios generales para las gestantes y la primera infancia.

Publicado por
Lea también
Publicidad
Comentarios
Comente con Facebook
Vanguardia no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad