viernes 13 de noviembre de 2020 - 12:00 AM

De viaje por Santander: hospédese en una casa en el árbol

Santander tiene 87 razones para enamorar a sus visitantes, pero hay lugares como la Finca Villa Laura que no solo ofrecen un escape a la rutina, sino una noche entre las copas de los árboles. Allí podrá vivir un día de conexión con la naturaleza; y cuando acabe su estadía, conocer el pueblo milagroso de Santander: Páramo. Aquí le contamos todo lo que puede hacer.
Escuchar este artículo

Pasar una noche en una casa en el árbol es una tendencia que ha tomado fuerza en todo el mundo, y una fantasía de la infancia que, afortunadamente, sin importar la edad, puede hacer realidad en Santander.

La casa en el árbol se encuentra en la Finca Villa Laura, que está ubicada en la vereda La Lajita, a 10 minutos del municipio del Páramo, que a su vez se encuentra a 30 minutos de San Gil.

Este viaje, además de una estadía particular, le permite conocer lo que esconde el Páramo, municipio de turismo religioso por excelencia, y pionero en deportes extremos. Aquí le contamos de las actividades que puede disfrutar en este pueblo de la provincia guanentina.

Foto: Andrea Delgado
Foto: Andrea Delgado

Casa en el árbol:

Esta finca cafetera ofrece tres opciones para que descanse y disfrute el paisaje del oriente colombiano: la casa en el árbol, que tiene cama ‘King’ y una malla catamarán para que disfrute del paisaje, que es todo un espectáculo. La suite Las Heliconias cuenta con cama King, jacuzzi, chimenea y hamaca, y si la idea es viajar en familia, está la cabaña Hortensias, con capacidad para 10 personas, dotada con cuatro habitaciones, cocina, y zona ‘bbq’, cuesta $ 600 mil.

Todas las opciones incluyen desayuno típico de la región y un refrigerio con galletas de café hechas en Santander.

Además del aire fresco y el enigmático silencio que acompaña el lugar, podrá conocer a detalle el proceso de cultivo del café con un recorrido en la finca, y degustar cuatro tipos de café que se cultivan allí.

Si el clima está a su favor también puede pasar un rato en la piscina, y usar los senderos de la finca para llegar a un lago. Además, si desea almorzar en el lugar tiene la opción de pescar y pedir que le preparen un suculento plato.

En definitiva, esta es una opción dónde está obligado a tomarse un respiro y descansar. La recomendación, para disfrutar de todas las actividades es llegar a la hora del ‘Check In’, que es a las 3:00 p.m. y empezar temprano con un mágico viaje de descanso y en cercanía con la naturaleza, que finalizará al otro día a las 12 del mediodía.

Quienes lleguen a este lugar serán atendidos por personas enamoradas de su trabajo, pues desde la atención hasta la sazón se siente el cariño y cercanía que caracteriza a los santandereanos. Si está interesado en vivir esta experiencia, puede contactarlos al 3158756177, y hablar con Guillermo Meneses el administrador de la finca.

$!De viaje por Santander: hospédese en una casa en el árbol

¿Cómo llegar?

Si sale desde Bucaramanga deberá llegar primero a San Gil, si viaja en bus el costará 23 mil pesos. Luego, en el ‘Terminalito Provincial’ tome un bus que lo lleve al Páramo, este pasaje le costará 6 mil pesos. El municipio se encuentra a 20 kilómetros de San Gil, por la vía que conduce a Charalá.

Al llegar al pueblo, las artesanías se robarán toda su atención, pues son elaboradas a mano por artesanos de la región y hechas en hojas de maíz.

Para continuar a la finca, diríjase a la calle 3, ubicada en el costado izquierdo de la Iglesia principal. Al finalizar la calle tome el camino contrario al que conduce a Socorro, es decir la ruta de la izquierda, una vía que no está pavimentada. A mil metros encontrará la finca.

Santuario de la virgen de la salud

Uno de los lugares que no se puede dejar de visitar es el santuario de la virgen de la salud, a quien sus fieles le atribuyen varios milagros.

Cuenta la historia que aquella romería surgió cuando hace varios años la “revelación divina” se le apareció a una niña mientras lavaba ropa en la quebrada La Tolosa. Desde entonces decenas de personas se acercan a hacer peticiones.

Foto: Andrea Delgado.
Foto: Andrea Delgado.

Cueva del Indio:

También podrá disfrutar de aventuras extremas, pues aunque San Gil es el referente de estas actividades, guías del lugar aseguran que fue en la Cueva del Indio donde inició toda la aventura. Así que puede explorar este fascinante capricho de la naturaleza y apreciar los murciélagos, arañas y particulares formaciones rocosas. Este es un recorrido de 2 horas aproximadamente, que podrá desarrollar acompañado de un guía especializado en la actividad.

“Practicando una exploración bajo tierra en la Cueva del Indio podemos disfrutar de los encantos escondidos tras sus paredes de roca y las quebradas que brotan de sus entrañas. También podrá recibir charlas técnicas sobre murciélagos y formaciones rocosas, lo que lo convierte en un recorrido activo y dinámico dentro esta caverna. Este paseo al municipio de El Páramo está pensado para familias y grupos de amigos. El recorrido, de 1.5 kilómetros aproximadamente, está programado para que desde niños hasta personas mayores, puedan disfrutar de los encantos de la Cueva del Indio”, señala Katherine Plata, secretaria en Camine Mano, empresa dedicada al ecoturismo y otros deportes de aventura que se pueden practicar en el municipio.

Cascadas de Juan Curí:

Uno de los atractivos más impactantes de Santander son las cascadas de Juan Curí, las cuales miden 200 metros de altura, aproximadamente, y se encuentran cerca de este municipio. Asimismo, estas llamativas caídas de agua se han posicionado como uno de los escenarios naturales preferidos por los turistas que llegan hasta esta parte del país. Además de ser un mágico paraje natural, este sitio solía ser de peregrinación y ceremonias de los indígenas que habitaban esta zona.

Estas encantadoras cascadas se encuentran en medio de una selva que brinda una sensación de bienestar. Es por ello que este destino es propicio para hacer turismo ecológico, senderismo y otras actividades catalogadas como deportes extremos. Estor recorridos permiten descubrir la riqueza natural que alberga esta zona de Santander, a través de la observación de flora y fauna.

$!De viaje por Santander: hospédese en una casa en el árbol

Recuerde, para disfrutar de estas actividades no lleve zapatos lisos, utilice siempre bloqueador solar, manténgase hidratado, y no pierda de vista su espíritu aventurero al recorrer las calles de uno de los municipios más lindos de la provincia guanentina.

Elija a Vanguardia como su fuente de información preferida en Google Noticias aquí.
Suscríbete
Image
Fernanda Sandoval

Periodista egresada de la Universidad Autónoma de Bucaramanga. Miembro de Vanguardia desde 2020. Actualmente soy reportera de las secciones de Tecnología, Entretenimiento y Cultura, y apoyo en la elaboración de contenido digitales e impresos. Lidero el proyecto Vanguardia Kids, una plataforma multicanal en la que los niños de 8 a 14 años son los encargados de contar historias.

@fernandasans

msandoval@vanguardia.com

Lea también
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad