sábado 18 de junio de 2016 - 11:17 AM

Una alcaldía al servicio de una iglesia

Un joven que vive en el barrio La Cumbre figura como el dueño de la casa de Ruitoque Condominio donde vive la tía del exalcalde Luis Francisco Bohórquez. El joven recibió contratos por $2.620 millones, con una empresa a su nombre creada durante la administración Bohórquez. La tía es pastora y fundadora de la Iglesia Manantial del Amor, la comunidad cristiana a la que pertece el jóven.
Escuchar este artículo

Dicen que familia que reza unida permanece unida. Pero también progresa, y eso sí que lo tiene claro la familia del exalcalde de Bucaramanga, Luis Francisco Bohórquez, quien a través de la Iglesia Manantial de Amor (MDA), logró consolidar no solo una sólida comunidad unida en la oración, sino también una red de contratistas que en el cuatrienio de su administración se quedó con más de $15 mil millones en contratos.

Estos contratos tienen varios factores en común: casi todos fueron procesos de único proponente, adjudicados a empresas con mínima experiencia y cuyo domicilio es una casa o apartamento familiar. Además, sus representantes legales son personas muy cercanas a la Iglesia MDA o a sus líderes.  

La iglesia

En un auditorio con capacidad para más de mil personas del barrio La Cumbre (Floridablanca), funciona la sede principal de la Iglesia MDA. A su cabeza, como presidente está el pastor Félix Méndez, y su esposa, Teresa Pedraza, tía de Luis Francisco Bohórquez. Teresa, junto a su hermanas Verónica y Blanca Pedraza fundaron hace 15 años la iglesia MDA. El exalcalde estuvo unido en primeras nupcias con su tía Verónica Pedraza, con quien tuvo tres hijos.

Junto al pastor Félix hay un miembro muy importante de esta comunidad: Leonardo Luna Escalante, esposo de la cuarta hermana Pedraza, Flor Alba, quien también es pastora en MDA. Luna Escalante es conocido como “inversionista” de MDA y su nombre “profético” allí es Azarías. Fue el jefe de empalme de Luis Francisco Bohórquez y su mano derecha durante su administración, privilegio ganado tras varios años de amistad.

La iglesia ha sido próspera y hoy, además de su sede en La Cumbre, tiene templos en Girón, Café Madrid, Piedecuesta y Bogotá, e incluso han trascendido su fe a instancias internacionales y ya cuenta con iglesias en Lima y Nueva York.

Cada pastor de la comunidad religiosa tiene una red de líderes con tareas específicas. Y es aquí donde empiezan a aparecer los nombres de los contratistas.
Cinco feligreses y contratistas

La Unidad Investigativa de Vanguardia Liberal pudo establecer que al menos cinco empresas fueron creadas y utilizadas para contratar con la alcaldía de Luis Francisco Bohórquez, en una especie de “carrusel” de contratos firmados con la Secretaría de Infraestructura en cabeza de Clemente León. Son todas firmas con la figura de sociedades por acciones simplificadas (SAS), con un único socio, sin local comercial, constituidas o capitalizadas durante la administración Bohórquez. Además, sus supuestos empleados pasan de una empresa a otra, según el contrato, se relacionan entre sí y terminan vinculados con la iglesia MDA o Leonardo Luna. La contratación de estas sociedades supera los $15 mil millones.

Probraco y la primera pista

El 10 de marzo de 2014, Vanguardia Liberal denunció los cuestionamientos que generaba la contratación de la alcaldía con la empresa Probraco, pues esta fue creada por una prima del entonces alcalde Bohórquez, Zayda Judith Cristancho Pedraza, y su tía y pastora de MDA, Blanca Marina Pedraza.

El 22 de diciembre de 2011, a nueve días de que Luis Francisco Bohórquez asumiera su alcaldía, sus familiares decidieron vender Probraco a John Fernando Quintero Roa y Claudia Juliana Lucena Lizarazo, su esposa. El primero de ellos se convirtió en frecuente contratista.

En 2012, Probraco entró en las grandes ligas de la contratación pública. Logró, entre otros contratos, una interventoría para alumbrado público por $482 millones (luego le adicionaron $263 millones).

En diciembre de ese año, Claudia Lucena capitalizó la firma y se quedó con el 99%. Quintero Roa, su esposo, dijo que no tenía recursos y por eso vendió su parte.

Luego la empresa pasó a manos de Andrea Liliana Parra Ramos, líder de la Iglesia MDA (99% de acciones) y Freddy Alberto Aparicio Sánchez (1%). A pesar de que estaban en ejecución varios contratos millonarios, la empresa fue vendida por solo $250 millones.

Aunque ella no ha querido atender las reiteradas llamadas de Vanguardia Liberal para preguntarle por su cercanía a Leonardo Luna Escalante, la Unidad Investigativa pudo establecer que Parra Ramos trabaja en Paviacom SAS, una firma de ingeniería propiedad precisamente de Leonardo Luna.

Además, revisados el objeto social de Probraco se encontró que este es idéntico al de Paviacom, es decir, que fue copiado literalmente entre las dos compañías.
Curiosamente, en un balance general presentado a la Cámara de Comercio por Paviaco, por error se encabezó el documento como “Probraco SAS” en lugar de “Paviacom SAS”. Esto evidencia una relación entre las dos empresas que nadie ha podido explicar.

Empiezan las dudas

La vinculación de personas cercanas a la iglesia MDA en contratos con la alcaldía, como se publicó en el 2014, generó inquietud, pero para algunos feligreses lo verdaderamente preocupante fue el cambio en el estilo de vida de la familia Bohórquez y de otros miembros de MDA.

La Unidad Investigativa habló con un seguidor de la iglesia que pidió reserva de su nombre y esto fue lo que dijo: “En el 2014, cuando salieron las publicaciones de Vanguardia, salió nombrada la iglesia, para ese entonces Luis Francisco ya llevaba año y medio de mandato y yo me di cuenta de cómo la vida de ellos había cambiado. Pasaron de vivir en La Cumbre (la familia de Bohórquez) a vivir en Cañaveral, de no tener recursos, a viajar. Stefany (hija de Luis Francisco y Verónica Pedraza) duró seis meses estudiando inglés en Nueva York... Lo mismo pasó con Leonardo Luna, porque él sí hacía contratos, pero no tenía el dinero que tiene... El pastor Félix vivía en Bucarica, después pasó a Niza al edificio donde funcionaban las empresas de Leonardo, y de ahí a Ruitoque”.

Nuevas propiedades

Teresa Pedraza, tía del exalcalde y esposa del pastor Félix Méndez, es dueña de una casa en el conjunto Buenavista de Ruitoque Condominio, adquirida a comienzos del 2012. Aunque la venta fue registrada por $152 millones, una casa en este conjunto puede costar entre $1.500 millones y $1.800 millones aproximadamente.   Sin embargo,  esta pareja no vive allí, sino en la cabaña 63 del El Laguito, también en Ruitoque Condominio, la cual aparece comprada mediante un leasing habitacional por $62 millones en octubre de 2013 por Óscar Mauricio Benavides Toloza, un joven de 30 años que vive en el barrio La Cumbre y que es el encargado de sistemas de la Iglesia MDA. En este conjunto una casa puede valer entre $700 y $900 millones.

Además de ser propietario de esta vivienda, Benavides Toloza aparece como el dueño del 100% de las acciones de Scada Ingenieros SAS, una de las cinco empresas que tuvieron la suerte de quedarse con millonarios contratos. Al preguntarle a Mauricio Benavides por qué dicha casa aparece a su nombre dijo: “Yo no voy a responder esas cosas, porque forman parte de mi  vida privada… uno intenta trabajar, pero parece que lo estuvieran persiguiendo …”. A su vez, negó tener alguna relación con Leonardo Luna, a quien dijo solo conocer en un entorno profesional.

Leonardo Luna y su esposa Flor Alba Pedraza tienen una casa en el Conjunto Residencial Portal de Oviedo, en el Anillo Vial; una casa en el Conjunto Náutica en Ruitoque Condominio y una parcela en el Conjunto Campestre Oasis de Piedecuesta. Además, Luna Escalante posee un edificio de tres pisos llamado “Villa Solar”, en la Cumbre. Una casa en el Conjunto Náutica vale entre $1.600 millones y $2.500, dependiendo del área y la ubicación.

“Dios obra de maneras que usted no puede entender…”

La Unidad Investigativa conoció una grabación en la cual miembros de MDA cuestionan al pastor Félix Méndez por qué se estarían utilizando a personas vinculadas a la iglesia para crear emprsas y contratar con la Alcaldía. Transcribimos algunos apartes.   

* Pastor: ¿Qué es lo que hay ahí de ilegal?

* Miembro MDA: ¡Qué (el alcalde) no puede contratar con la familia!

* Pastor: ¿Con qué familiar contrató?

* Miembro MDA: Es que ahí es donde yo voy, no lo está haciendo con la familia, sino que está usando terceros, eso es lo que no me parece correcto.

* Pastor: ¿Dónde está el tercero?

* Miembro MDA: ¡Liliana!, (Andrea Liliana Parra Ramos) ¿de dónde va a sacar Liliana plata para comprar una empresa?

* Pastor: pero Liliana al fin y al cabo es la representante legal de esa empresa (Probraco). ¿Y qué es lo ilegal?, ¿qué ella haya comprado una empresa?

* Miembro MDA: no pues si ella tiene plata para comprar una empresa, pues que la compre, ¿pero Liliana?

* Pastor:  ahhh,  que Liliana ahora trabaja con Leonardo (Luna) y entonces Leonardo hace la vuelta de decirle “Liliana ahora usted es la dueña de esta empresa”. Usted trabaja conmigo…

* Miembro MDA: eso está mal… obviamente sabemos que Liliana no tiene el capital para comprar una empresa y que ella está prestando su nombre para generar unos contratos que al fin y al cabo van a beneficiar a ciertas personas.
(…) Mire, yo tengo un amigo que trabaja en la alcaldía, él es abogado y una vez le dije “yo voy a Manantial”, y se me rió en la cara. Y me dijo “¿usted va a donde va Leonardo Luna?  ¿Y toda la familia de Lucho?” Y dijo “esa iglesia vive prestando nombres de testaferros para que contraten y me nombró a varias personas que tenían contratos... Me nombraron a Mauricio (Benavides), a Uriel Parra, a Uriel Ávila….

* Pastor: yo no juzgo esas cosas, usted no puede decir que las cosas se están haciendo únicamente para beneficio de terceros, usted no puede decir eso… este es un problema de envidia… usted no puede decir que necesariamente es un asunto de personas interpuestas... eso es un equipo que viene trabajando hace rato, que se creó pensando en que algún día Luis Francisco iba a ser alcalde…

* Miembro MDA: es una forma de hacer negocio y la entiendo, que yo no pueda contratar y busque un amigo y le pida al favor de que compre la empresa… pero moralmente está mal..

* Pastor: hay muchas cosas que usted no entiende y que muchos cristianos ni siquiera entienden, Dios hace muchas cosas... Dios obra de maneras que usted no puede entender…

* Miembro MDA: no entiendo en qué punto para obtener lo que Dios nos quiere dar tenemos que pasar por encima de las cosas.

* Pastor: ¿Entonces echamos a la familia Pedraza de la iglesia? Yo quisiera saber qué alcalde o que gobernante de este país no apoya a su familia? ¡Eso no es robar!  Si la empresa está cumpliendo su contrato… Más bien ¿quién sostuvo a Luis Francisco en los 12 años que estuvo en el suelo? ¿No fue el apoyo de su familia? Entonces él debe decir, “ah no, coman mierda, yo le voy a dejar todo a los políticos corruptos que me ayudaron?  ¡Eso está fuera de todo sentido! Entonces ¿cómo lo puede hacer? ¡Por terceros!.. ¿Que se ve mal? ¡Cambie las gafas!.

Contratos para AZARÍAS

En la casa de Lucila Pedraza de Cristancho, tía del exalcalde Bohórquez, nació el 22 de enero de 2013, Azarías SAS con un capital de $70 millones. Según el registro de la Cámara de Comercio, pertenece a Uriel Ávila Méndez, de ocupación maestro de obra, quien es parte de las redes de apoyo de la iglesia MDA.
Lucila Pedraza es la madre de Milena y Zayda Cristancho, pastoras de MDA, y esta última una de las fundadoras de Probraco.

Esta sociedad, que lleva el nombre “profético” con el que se conoce a Leonardo Luna, suscribió dos contratos con la administración Bohórquez por valor de $3.408’268.594.

Ambos fueron firmados para modernizar el alumbrado público a tecnología LED, uno para la carrera 15 y el otro para la carrera 27.
El primero de ellos fue adjudicado el 9 de abril de 2014 y el segundo, dos días después, el 11 de abril. Fueron ganados en consorcio con Raúl Amaya Toloza y Einsa, esta última otra de las empresas cercanas a la iglesia MDA.

Raúl Amaya, según fuentes consultadas por Vanguardia Liberal, es miembro de la Iglesia y amigo personal de Leonardo Luna.

Un año antes de ganar estas licitaciones, Amaya Toloza suscribió el contrato 1329 de 2013, para trabajar en las obras del Viaducto de La Novena, por $35 millones y 7 meses. Luego, Amaya Toloza firmó el contrato 393 de 2013, por $1.043 millones, para hacer el acueducto en la vereda Los Santos.
Cuestionamientos

Los contratos para el cambio de tecnología LED del alumbrado tuvieron observaciones por parte de Transparencia por Santander, por considerar que los requisitos exigidos direccionaban el contrato a un único proponente.

Al igual que en los contratos suscritos por Scada, la propuesta de Azarías presenta una carta de Paviacom (empresa de Leonardo Luna) donde pone a disposición los mismos vehículos usados por Scada. Pero en estos contratos aparece un vehículo más: una camioneta doblecabina de Óscar Leonardo Rodríguez Ariza, pastor de la sede Café Madrid de MDA, y quien está vinculado en contratos con Einsa y Scada.

Además, fue él quien en mayo del 2012 creó Einsa SAS, otra de las contratistas de la Alcaldía. Curiosamente, los certificados de experiencia que acredita Azarías en los procesos licitatorios y las referencias que ponen sus trabajadores son expedidos por empresas relacionadas como Probraco.

Al ser consultado por esta redacción, Uriel Ávila Méndez, dueño de Azarías SAS, reconoció que asiste a la iglesia MDA y que no es ingeniero civil, sino un “maestro de construcción, tecnólogo y empresario”. Además, afirmó que creó la empresa con unos ahorros de $70 millones y que logró los millonarios contratos al aliarse en consorcio con dos ingenieros de experiencia.

Contratos con la alcaldía de Bohórquez

• Contrato 97 de 2014 ($1.189 millones para modernización de alumbrado en la 27). Tuvo dos proponentes, uno inhabilitado. En consorcio con Raúl Amaya Toloza 2%, Einsa 48% y Azarías 50%.

• Contrato 100 de 2014 ($2.219 millones para modernizar alumbrado en la 15, único proponente). En consorcio con Raúl Amaya 2%, Einsa 48% y Azarías 50%.

Contratos para Scada Ingenieros

En una casa de Provenza funciona Scada Ingenieros Contratistas SAS. Esta firma se creó el 7 de enero de 2011 por César Augusto Mayorga Castellanos y César Augusto Delgado Aparicio con un capital de $50 millones.

La empresa no registraba vinculaciones con contratos públicos, hasta que a principios de 2013, pasó a ser de dominio de Óscar Mauricio Benavides Toloza. Entonces, suscribió contratos con la Alcaldía por $2.620’421.796. Aunque la mayoría de los contratos eran para poda de árboles e identificación de postes y luminarias, se exigían requisitos tan específicos, que solo se presentaba un proponente. Además, como Benavides Toloza no es ingeniero civil o electricista, la propuesta aparece avalada por otro profesional.

Por otro lado, estos contratos requerían disponibilidad de una volqueta, un camión canasta y una camioneta. Para cumplir con este requisito, Scada Ingenieros presenta una carta en la cual la empresa Paviacom SAS (de propiedad de Leonardo Luna) pone a disposición los vehículos “en caso de ganar la licitación”. Los automotores son de Paviacom y Leonardo Luna, el mismo con quien Mauricio Benavides niega tener una relación.

Otro dato: en un contrato de Scada aparece como coordinador administrativo Óscar Leonardo Rodríguez, pastor de la sede Café Madrid de la Iglesia MDA y esposo de Rocío Méndez, hermana de Félix Méndez, presidente de MDA.

Contratos con la alcaldía

• Contrato 224 de 2013 por $632 millones para poda de árboles (único proponente). En consorcio con Einsa y César A. Delgado.
• Contrato 235 de 2013 por $283 millones para identificar postes (único proponente). En consorcio con Fernando Díaz Garzón, un nombre común en varios contratos.
• Contrato 111 de 2014 por $406 millones (mantenimiento postes, único proponente).
• Contrato 171 de 2015 por $793 millones (poda de árboles, único proponente).
• Contrato 365 de 2015 por $507 millones (poda de árboles, único proponente).

Contratos para EINSA

El pastor de la sede Café Madrid de la Iglesia Manantial de Amor, Óscar Leonardo Rodríguez Ariza, recibió contratos por $7.056 millones, por medio de la empresa Einsa, creada por él, el 2 de mayo de 2012. Con un capital de $6 millones y un solo accionista, esta empresa, que funciona en el apartamento 203 de la torre 4 del conjunto Meditarrané Olimpo, se llevó la mejor tajada en la contratación de la alcaldía de Bohórquez.

A pocos meses de constituida, Einsa se quedó con nueve contratos de la Secretaría de Infraestructura, seis de ellos en consorcio con las otras empresas vinculadas a MDA, por un valor de $7.056’745.723. Pero para ello debieron hacer ciertos cambios. Es así como el 22 de diciembre de 2012, se decidió aumentar el capital de $6 millones a $2 mil millones y se designó como representante a Liz Maydolly Barrera Ardila, esposa de Freddy Alberto Aparicio Sánchez, uno de los socios de Probraco. En la reunión en la que se decidieron estos cambios obró como secretaria Andrea Liliana Parra Ramos, socia y representante legal de Probraco. Así quedó el 100% de las acciones en cabeza de Barrera Ardila.

La contratación de Einsa tuvo objetos diversos como la poda de árboles, alumbrado público e interventorías en muros de cerramiento.

Contratos com la Alcaldía de Bohórquez

• Contrato 336 de 2012 por $48 millones por la interventoría en un muro de cerramiento. En consorcio y el representante legal fue Óscar Leonardo Rodriguez Ariza.
• Contrato 152 de 2013 por $786 millones (único proponente), para labores de poda y se hizo en consorcio con José Luis Villamizar Socha, un nombre común en varios contratos.
• Contrato 224 de de 2013 por $632 millones para poda de árboles (único proponente). Consorcio con Scada y César Augusto Delgado Aparicio.
• Contrato 97 de 2014 por $1.189 millones para modernizar alumbrado en la 27 (dos proponentes, uno inhabilitado). Es uno de los contratos hechos con Raúl Amaya y Azarías.
• Contrato 100 de 2014 por $2.219 millones para modernización de alumbrado en la 15 (único proponente). En consorcio con Raúl Amaya Toloza y Azarías SAS.
• Contrato 114 de 2014 por $795 millones para poda (único proponente). En consorcio con Fernando Díaz G.
• Contrato 29 de 2015 por $$381 millones, para obras de alumbrado.
• Contrato 166 de 2015 por $600 millones para alumbrado público en unas canchas (dos proponentes, el otro era Scada).
• Contrato 152 de 2015 por $406 millones para obras de alumbrado (único proponente).

Contratos para AGRELAB

El 22 de junio de 2012, se creó la firma Agrelab SAS, con Uriel Enrique Parra Hernández como único accionista y un capital de $12 millones.

Parra Hernández pertenece a la red de apoyo de la iglesia MDA. La empresa registró como su sede comercial la carrera 6 #43-64, una residencia familiar de Alfonso López. Cinco meses después Uriel Parra autorizó el aumento de capital, de $12 millones a $1.000 millones, sin que se expliquen los motivos.

Según el acta registrada en la Cámara de Comercio, la reunión donde se decidió este aumento de capital tuvo lugar en las oficinas de la gerencia “en la calle 114 #28-06 de Floridablanca”. En esta dirección funciona la Inmobiliaria Luna, propiedad de Leonardo Luna Escalante. Y en el local contiguo, en la calle 114 #28-06, está Paviacom, su empresa de ingeniería.

Aunque Agrelab era una empresa joven y se registró en la Cámara de Comercio con un solo empleado, esto no fue impedimento para que se quedara con dos contratos por $873’222.967.

En el contrato 117 de 2013, para suministrar una asesoría técnica para labores de control de espacio público, Agrelab presenta como Ingeniero Director a Raúl Amaya (miembro de MDA y parte en onsorcios con firmas vinculadas a la iglesia) y como Inspector auxiliar a Uriel Ávila, representante de Azarías. A su vez, en la planilla de aportes a seguridad social de los empleados, figura como trabajador Freddy Alberto Aparicio, esposo de Liz Maydolly Barrera (representante y accionista de Einsa) y socio de Probraco.

En agosto de 2014, Agrelab pasó a manos de Diana Isabel Murillo Vega y la sede comercial se trasladó a la carrera 18 #88-72, apartamento 1803, un edificio multifamiliar de San Luis.

Este apartamento figura a nombre de Fernando Díaz Garzón, quien ha participado en consorcios con Einsa y Scada, además de ser interventor con Probraco enMetrolínea.   

Hizo parte de comité técnico

Diana Isabel Murillo ya tenía experiencia como contratista de la Alcaldía, pues el 22 de marzo de 2012 firmó el contrato 339 ($16 millones), para prestar sus servicios como ingeniera en la Secretaría de Infraestructura.

Posteriormente, el 31 de julio de 2012, firmó el contrato 1217 por cinco meses ($20 millones).

Si bien no hay registro en el Secop, dicho contrato tuvo que ser renovado, pues Diana Isabel Murillo hizo parte del Comité Técnico que le entregó la licitación del alumbrado de las carreras 27 y 15 a los consorcios Era 27 y Led 15, conformados por Raúl Amaya Toloza, Einsa y Azarías SAS. Después de ser parte del comité evaluador de la alcaldía, Murillo Vega pasó a ser representante legal y dueña de Agrelab.

Contratos en pasada Alcaldía

• Contrato 497 de 2013 por $816 millones para estudio de suelos de Villas de San Ignacio.
• Contrato 117 de 2014 ($57 millones, para asesoría en control del espacio público, único proponente).

“Esto es una persecución de Vanguardia”

Vanguardia Liberal se contactó con el exalcalde Luis Francisco Bohórquez para preguntarle por esta investigación, su relación con Leonardo Luna Escalante y la Iglesia Manantial de Amor y los contratos suscritos bajo su administración con las empresas mencionadas en este reportaje. Esta fue la respuesta del exmandatario:

“Lo primero que debe quedar claro es que yo soy católico. Este es un tema que ya tocó Vanguardia Liberal hace unos meses y por el que la Procuraduría me abrió un proceso disciplinario que ya fue cerrado. Dicho ente investigador no encontró ningún mérito, ninguna relación con esa iglesia, ni con la persona que mencionan y fui exonerado. Por eso estoy completamente tranquilo… si Vanguardia Liberal quiere abrir otra página para ese tema, eso es una persecución contra Luis Francisco Bohórquez y eso si quiero que lo encomillen y lo pongan literalmente, pues es una persecución con ánimo de causarme daño, pues la publicación que hizo el periódico hace unos meses me causó muchos perjuicios… como ya dije, la Procuraduría ya me investigó sobre ese tema y ya se pronunció, ya cerró el caso y no encontró ningún mérito en mi contra sobre ese tema”.

El exalcalde le envió a esta redacción copia del fallo de la Procuradora Delegada María Consuelo Cruz, en donde se archiva el proceso disciplinario que se le abrió por la relación que tenía su familia (antes de su administración) con la empresa contratista Probraco.

Elija a Vanguardia como su fuente de información preferida en Google Noticias aquí.
Publicado por
Lea también
Publicidad
Comentarios
Comente con Facebook
Vanguardia no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad