martes 12 de abril de 2016 - 12:01 AM

Por construcción de galpones contaminaron fuente hídrica

Voces de protesta se escucharon por parte de los residentes de las veredas, debido a que la quebrada Cabras fue convertida en un lodazal, debido a la remoción de tierras.
Escuchar este artículo

Habitantes de las veredas Cabras y Gualilos, del municipio de Guapotá, dieron a conocer el inconformismo por las obras que ejecuta la empresa Pollos El Dorado, en esta jurisdicción, ya que afectaron varias fuentes hídricas, debido a las explanaciones que allí realizan.

El problema mayúsculo se generó al remover la tierra y construir una represa en la fuente hídrica cuyas aguas fueron afectadas convirtiéndolas en un lodazal, máxime cuando es la misma agua que están tomando más de 40 familias del sector.

Ante esta situación el alcalde de Guapotá, Nelson Lamus, se reunió con la comunidad, el representante legal de la empresa Pollos El Dorado, y sostuvo que “se tomaron unas decisiones de fondo donde dentro de pocos días se verán los resultados para que la comunidad no continúe afectada por el problema del agua”.

Entre los acuerdos suscritos, el Alcalde informó que los empresarios se comprometen “a suministrarle el agua diaria a la comunidad en carrotanques, además se construirá una compuerta a la bocatoma para que en el momento en que se vayan a presentar las lluvias que no se contaminen los tanques, y se iniciará el lavado de los tanques del acueducto para remover el lodo, y el agua limpia no se vaya a ver afectada; además se comprometieron a sembrar el pasto de los taludes, para la construcción de los galpones, mitigando el efecto que se está presentando; además se construirá una planta de tratamiento, se va a montar el proyecto para saber en qué proporción va a aportar la empresa y el municipio”.

Por parte de la Corporación Regional Autónoma de Santander, CAS, se prohibió que la empresa tome el agua para proveer las aves. “El representante legal, Fabio Humberto Domínguez, impartió la orden para que no sigan tomando el agua del afluente, ya que la comunidad ha resultado muy afectada, y poco a poco se va a mitigar el impacto”.

Finalmente, el Alcalde envió una comisión de la Inspección de Policía de Guapotá, para que sea eliminada la represa que tienen en el cauce de la quebrada. “Por parte de la administración estaremos de frente para que se cumplan los compromisos”.

José Aníbal Díaz, residente del sector, indicó que la empresa nos está “generando un impacto ambiental porque está afectando la quebrada, por eso nos vimos obligados a hacer un paro sobre la vía interveredal, y que nos respondieran una serie de peticiones, hacemos un llamado a la CAS, para que haga presencia, nunca han venido y la empresa ha violado las normas”.

A cumplir compromisos

Fabio Humberto Domínguez, representante legal de Pollos El Dorado, indicó que “lo mal que haríamos sería desconocer que hay una afectación a la comunidad, concretamente en cuanto a la calidad del agua, producto de las obras, solicitamos que nos den un compás de espera mientras haya movimiento de tierra y ya que aparecen la lluvias nos generen unas escorrentías. Nos hemos comprometido a mitigar los efectos, hemos tenido logros parciales, y se hizo una visita con las autoridades, y se va a suministrar agua en carrotanques”.

Elija a Vanguardia como su fuente de información preferida en Google Noticias aquí.
Suscríbete
Publicado por
Lea también
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad