lunes 21 de marzo de 2022 - 12:00 AM

En Bucaramanga, cruzada cívica para recuperar el parque ‘Señora de las Cigarras’

En la radiografía de los parques de Bucaramanga que cada semana publica Vanguardia nos encontramos con un escenario que antes fue ‘verde’ pero que hoy, de manera desafortunada, está ‘gris’. El parque ‘Señora de las Cigarras’ requiere de una intervención oficial inmediata que lo recupere del abandono.

El parque fue bautizado con el nombre de ‘Señora de las Cigarras’, haciendo alusión a la letra de la canción del gran maestro y compositor José A. Morales. En ese entonces, finales de 1999 y comienzos de 2000, la Alcaldía del entonces alcalde Luis Fernando Cote Peña, aspiraba a recuperar el legendario lema de Bucaramanga, ese que no fue impuesto por los políticos sino que fue dado por los colombianos ante la belleza de las zonas verdes de la ‘Ciudad de los Parques’.

El terreno que se escogió para su construcción fue en los años 70 una de las pistas del antiguo aeropuerto Gómez Niño; y más tarde, en 1986, sirvió de escenario para que el papa San Juan Pablo II presidiera la solemne eucaristía tras su visita a nuestra ciudad.

Se pensó en un ‘parque símbolo’. El interés no era hacer un polideportivo, sino un sitio de encuentro de la familia y del vecindario. La arquitecta Claudia Rondón lo diseñó y se construyó en un tiempo récord de 45 días.

La idea era garantizar un ‘respiro’ en medio de las moles de cemento que se construyeron en la Ciudadela Real de Minas. De hecho se adecuó como un gigantesco espacio al aire libre para los habitantes de esta comuna, quienes viven en una verdadera ‘ciudad de concreto’.

De manera desafortunada, después de más de dos décadas de su inauguración, el otro ‘pulmón ambiental’ se ve demasiado ‘gris’. El escenario ya no cuenta con sus caminos de agua, donde la gente podía jugar; es más, la fuente se secó.

Entre tanto, los senderos de los árboles están destartalados; la plazoleta es hoy un escenario propicio para los delincuentes; las otroras zonas verdes, que incluso fueron diseñadas por computador para que el visitante pudiera sentarse en el prado a contemplar la naturaleza, hoy son ‘peladeros’ y en varios puntos solo sobresale la maleza.

Como si fuera poco, el gimnasio al aire libre, los juegos infantiles, las bancas y las barandas, entre otras piezas, presentan un evidente deterioro que dificulta el acceso y el uso de la comunidad.

Se dijo, en su tiempo, que un sofisticado sistema de iluminación y de música bordearía todo el parque con una alegoría en abstracto del pequeño insecto típico de la tierra santandereanas: la cigarra. La idea era escuchar el sonido de esa especie. En la actualidad lo único que retumba por estos lados es el sonido del pesado tráfico que pasa por la Ciudadela y el de las ‘rumbas de marihuana’ que organizan algunos adictos a esta sustancia.

También se habilitó una especie de espacio público que pretendió imitar el camino de la historia Guane, que fue diseñado por el maestro Orlando Morales, en el que se relataba, mediante figuras, el ayer de esta cultura santandereana. Todo eso es recuerdo, porque nada de ello sobrevive.

La Alcaldía de Bucaramanga había anunciado que tenía proyectado restaurar este parque con todas las de la ley. La iniciativa, según se anunció, era intervenirlo de manera integral con miras a recuperar este espacio de sano esparcimiento y que incluso era clave para el desarrollo de actividades deportivas y lúdicas de todos los grupos poblacionales que residen en esta comuna. Sin embargo, hasta la fecha todo sigue igual.

A través de la sección de los ‘Parques de mi Ciudad’ hacemos un llamado para emprender una cruzada cívica, que permita el rescate de este importante escenario.

FICHA DEL PARQUE

Nombre: Parque ‘Señora de las Cigarras’.

Ubicación: Avenida Los Búcaros o Diagonal 11 con 60.

Comuna a la que pertenece: La Ciudadela Real de Minas.

Fecha de construcción: Entre los años 1999 y 2000.

¿Qué inversión tuvo? Su costo fue ‘mínimo’ para la época: $380 millones se invirtieron en la obra, más $180 millones que costó la iluminación.

Vecinos ilustres del parque: La Iglesia de Nuestra Señora de Torcoroma; el Coliseo ‘Edmundo Luna Santos’; el Templete del Monumento en homenaje al Papa San Juan Pablo II; el Molino de Viento; y la Biblioteca ‘Jorge Valderrama’, adscrita al Instituto Municipal de Cultura y Turismo, Imct.

LAS VOCES DE LOS CIUDADANOS

En Bucaramanga, cruzada cívica para recuperar el parque ‘Señora de las Cigarras’

Édinson Contreras: “Como se puede ver a simple vista, el parque está completamente descuidado. El gimnasio al aire libre se encuentra muy deteriorado”.

Sandra Herrera: “Hay basura por doquier. Es hora de emprender una brigada de aseo que permita la limpieza del parque”.

Elsa Milena Arias: “Las áreas peatonales están acabadas, lo mismo pasa con las zonas verdes. Es una lástima que nadie haga algo para embellecer el lugar”.

Édgar Castilla: “Siendo Bucaramanga la ‘Ciudad de los Parques’ es una vergüenza que este escenario vaya a la deriva. Yo no sé qué está esperando la Alcaldía de Bucaramanga para hacer los ajustes del caso”.

Manuel Arturo Ramos: “Ya ni la fuente de agua sirve. Este parque es un verdadero basurero. Como vecino del sector, siento pena por la fea imagen que este lugar le da a Bucaramanga”.

Lea además: Conozca también el parque Santander

$!En Bucaramanga, cruzada cívica para recuperar el parque ‘Señora de las Cigarras’
Elija a Vanguardia como su fuente de información preferida en Google Noticias aquí.
Image
Euclides Kilô Ardila

Periodista de Vanguardia desde 1989. Egresado de la Universidad Autónoma de Bucaramanga y especialista en Gerencia de La Comunicación Organizacional de la Universidad Pontificia Bolivariana. Miembro del equipo de Área Metropolitana y encargado de la página Espiritualidad. Ganador del Premio Nacional de Periodismo Simón Bolívar.

@kiloardila

eardila@vanguardia.com

Lea también
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad