jueves 13 de diciembre de 2018 - 12:01 AM

Estos son los mejores y los peores concejales de Bucaramanga

El cabildante Jhon Jairo Claro, quien estuviera involucrado en un bochornoso episodio con el Alcalde de Bucaramanga hace varios días y que incluso fue golpeado por el mandatario, fue uno de los que sobresalió en esta evaluación. Él es el segundo en el control político y el tercero más disciplinado a la hora de asistir a los debates.

Arturo Zambrano, del partido Centro Democrático; Jhon Jairo Claro, del partido ASI; y Jorge Édgar Flórez, del Polo Democrático, son los concejales que alcanzaron las mejores calificaciones tras su acertado control político en el Cabildo de Bucaramanga.

Mientras tanto, los tres peores cabildantes en ese sentido son: Nelson Mantilla, del partido MAIS; Javier Ayala, del partido Liberal; y Jhon Marcell Pinzón, del partido de la U.

El escalafón, que se deduce del tercer informe de los resultados de gestión, elaborado por el Programa Bucaramanga Cómo Vamos, también incluyó la lista de los más juiciosos y los más indisciplinados a la hora de asistir a los debates de dicho Cabildo.

Lea también: Concejo aprobó el presupuesto municipal de Bucaramanga para la vigencia 2019

Entre los tres más puntuales a los debates están, en su orden: Henry Gamboa, del partido Liberal; Arturo Zambrano, del Centro Democrático; y Jhon Jairo Claro, del partido ASI.

De igual forma, los más incumplidos son: Edinson Fabián Oviedo, de Cambio Radical; Sonia Smith Navas, del partido Liberal; y Jhon Marcell Pinzón, del partido de la U.

Este último cabildante aparece en el consolidado general de control político y de asistencia al Concejo como el peor de todos. De hecho, tampoco asistió ayer a la presentación de este informe, tras un acto público realizado en la Cámara de Comercio de Bucaramanga. A Vanguardia Liberal no le respondió ninguna de las llamadas que se le realizó.

Curiosamente, el cabildante Jhon Jairo Claro, quien estuviera involucrado en el bochornoso episodio con el Alcalde de Bucaramanga hace varios días, luego de un enfrentamiento ocurrido en el despacho del mandatario local, fue uno de los que sobresalió en la evaluación. Él es el segundo en el control político y el tercero en asistir a los diferentes debates.

Le puede interesar: "La corrupción nunca va a volver al poder en Bucaramanga”: Rodolfo Hernández

Reacciones

Yany Lizeth León Castañeda, directora del Programa Bucaramanga Cómo Vamos, al presentar este informe, señaló que “preocupa que esta Corporación no les esté realizando controles políticos a temas trascendentales de la ciudad, sino solamente a informes de gestión”.

“La verdad es que los concejales no están debatiendo temas importantes para Bucaramanga, solamente atienden balances de funcionarios”, añadió.

Para María Juliana Acebedo Ordóñez, vocera del Comité Transparencia por Santander, “sí es satisfactorio ver que el Concejo ha atendido las observaciones de los informes periódicos del proyecto académico, privado e independiente del Concejo Como Vamos”.

“En general, el Cabildo de Bucaramanga ha tenido una mejor calificación; sin embargo, todavía hay mucho por mejorar en calidad de los debates, en puntualidad y en asistencia, en donde continúan las bajas y malas calificaciones de algunos concejales”.

Lea también: En el choque entre el Alcalde y el Concejo, perdió Bucaramanga

Otras conclusiones

* El desempeño del Concejo en su conjunto subió del rango de calificación ‘bajo’ a ‘aceptable’. Solo dos concejales desmejoraron en esta dimensión y en el rango crítico se ubicó un concejal, lo cual expresa que del total del tiempo de sesiones permaneció solo una tercera.

* En la dimensión de control político, el desempeño global del Concejo se mantiene en un rango ‘aceptable’, aunque con una leve desmejora.

* Se reporta en los dos períodos del primer semestre 2018 un aumento (de 46% a 65%) en las sesiones llamadas de informes de gestión, con una agenda definida mayoritariamente por la mesa directiva.

* Se detecta un porcentaje preocupante (22%) de sesiones de control político que no resultan eficientes, por razones que deberían ser superadas: una vez el funcionario presenta su informe de gestión ningún concejal interviene; los concejales solicitan aplazar la presentación del informe; los funcionarios de la Alcaldía no asisten o no entregan a tiempo las respuestas al cuestionario. Esta situación implicó un costo aproximado de más de ciento treinta millones de pesos durante el primer semestre del año 2018.

* En el componente de cumplimiento de garantías a los partidos, si bien se expresa una participación similar entre la llamada “bancada minoritaria” (Polo Democrático, Centro Democrático, La U y Cambio Radical) y la llamada “bancada mayoritaria”, (Liberal, Opción Ciudadana y MAIS), el porcentaje de proposiciones aprobadas que resultaron en agenda para su discusión por decisión de la mesa directiva fue en ambos casos, de solo 25%; esa es una tendencia poco incluyente.

* Se reporta un crecimiento de contrataciones para las unidades de apoyo normativo de los concejales, con respecto a los informes anteriores. Como práctica que debe ser superada, un grueso importante de las personas contratadas aún no se encuentran registradas en el Sistema de Información y Gestión del Empleo Público, lo cual dificulta la revisión de los perfiles respectivos.

Publicado por
Lea también
Publicidad
Comentarios
Comente con Facebook
Vanguardia Liberal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia Liberal se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad