jueves 06 de junio de 2019 - 12:00 AM

¿Qué tantas bacterias afectan a los usuarios del Metrolínea, en Bucaramanga?

Escuchar este artículo

¿Sabía que un bus es la superficie con mayor número de bacterias para los habitantes de una ciudad?

Tal vez usted no se detiene a pensar cómo pueden afectarlo en su cotidianidad. Tampoco se preocupa por lo que pueda haber en ese vidrio o en esa puerta del bus.

La presencia de las bacterias se mide por colonias, y cuando el número crece aparece el riesgo de que puedan volverse tóxicas.

Hay bacterias que producen enfermedades en la piel, gastrointestinales y de tipo respiratorio, las cuales se transmiten por el solo contacto con superficies.

¿A qué viene el tema?

A que el Sistema Integrado de Transporte Masivo, Sitm, más conocido como Metrolínea, hará parte de un singular estudio que pretende averiguar qué tantas bacterias viajan de un bus a otro.

El proyecto, que es de talla internacional, se denomina Metasub.

¿De qué se trata?

Según Alejandra Sierra, “la idea es estudiar cómo es la dinámica de los microorganismos en los medios de transporte de las ciudades principales del mundo; y esta vez el sistema escogido será el Metrolínea”.

Con este diagnóstico técnico se pretende detectar, por citar solo un ejemplo, cuántos microorganismos ‘se montan al bus’ o si existen microbios patógenos que puedan afectar la salud de los bumangueses.

Las pruebas se tomarán el próximo 21 de junio y en ellas estarán presentes alumnos de la Universidad Industrial de Santander, UIS.

Este proyecto de investigación es liderado por la Universidad de Weill Cornell Medicine en NYC USA, y Colombia ha participado en años anteriores, pero solo con los buses de la Capital de la República.

Este año, el centro de educación superior eligió a Bucaramanga para la realización de esta investigación que, entre otras cosas, se hace durante siete años seguidos con pruebas aleatorias.

Con las muestras recolectadas, el consorcio internacional, en el que trabajan genetistas, expertos en análisis de datos, ingenieros, diseñadores y profesionales en salud pública, busca trazar un mapa global de ADN y conocer más acerca de las comunidades microbianas.

El objetivo final es dejar esta información en manos de urbanistas, encargados de salud pública y autoridades locales, para que trabajen en conjunto en la creación de “ciudades inteligentes” y defiendan la salud de la gente.

Elija a Vanguardia como su fuente de información preferida en Google Noticias aquí.
Suscríbete
Image
Euclides Kilô Ardila

Periodista de Vanguardia desde 1989. Egresado de la Universidad Autónoma de Bucaramanga y especialista en Gerencia de La Comunicación Organizacional de la Universidad Pontificia Bolivariana. Miembro del equipo de Área Metropolitana y encargado de la página Espiritualidad. Ganador del Premio Nacional de Periodismo Simón Bolívar.

@kiloardila

eardila@vanguardia.com

Lea también
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad