domingo 26 de junio de 2022 - 12:00 AM

¡Esos extraños cambios en la alcaldía!

Detrás de bambalinas hay un personaje que todo lo maneja, es la secretaria de hacienda Saharay Rojas, quien esta semana fue cuestionada por su desbordada contratación de servicios.

En los últimos días se han conocido varios cambios y movimientos en el gabinete de la Alcaldía de Bucaramanga, algunos de ellos que causan extrañeza y otros inesperados. Cualquiera podría pensar que son cambios propios después de un proceso electoral o también, que se está integrando un nuevo grupo de colaboradores para cerrar el mandato. Sin embargo, la realidad parece ser otra.

Extraño, muy extraño, el movimiento del secretario jurídico César Castellanos, quien abandona la oficina legal para convertirse en asesor de despacho. Es raro, porque a pesar de las controversias personales que rodean al abogado Castellanos, el hombre se había convertido en una barrera de contención ante las fuertes críticas por algunos asuntos contractuales de la alcaldía. Por lo menos ha sido el único, bien o mal, que salió a dar la cara ante el rotundo fracaso del contrato de alumbrado público.

¿O acaso fue ese contrato el que precipitó su renuncia? No pareciera, porque antes que el secretario jurídico debería haber renunciado el secretario de infraestructura, máximo responsable en esa fallida contratación. Algo raro hay en el movimiento de Castellanos, no lo duden.

Pero hay más. Es bastante extraño lo que sucedió con la señora Melissa García, quien en principio aceptó su nombramiento en el Instituto Municipal de Cultura, pero después declinó. ¿Qué pasó ahí? ¿Qué la incomodó? Dicen que en verdad la incomodó una contratación amañada que se avecina con ocasión de la celebración de los 400 años de la ciudad. Si eso es cierto, eso es muy grave, literalmente. Y para rematar, la asesora de esa celebración, Silvia Ortiz, también renunció. ¡Extraña coincidencia!

Anuncian que al instituto cultural llega el ingeniero Luis Carlos Silva. Ojalá lo dejen trabajar y que actúe con responsabilidad ante ese gran reto.

Detrás de bambalinas hay un personaje que todo lo maneja, es la secretaria de hacienda Saharay Rojas, quien esta semana fue cuestionada por su desbordada contratación de servicios. Además, aseguran que ella está al tanto de la millonaria contratación por el cumpleaños municipal y que el contratista ya está elegido. Vayan sacando conclusiones sobre quién tiene el poder en la ciudad. ¡Alerta!

APARTE: la Empas hizo intervenciones en los alrededores de la calle 42 entre carreras 35 y 36, pero dejó la vía en pésimo estado. Hay que arreglarla ya. ¡Urgente!

Otras columnas
Publicidad
Publicidad
Publicidad