viernes 13 de diciembre de 2019 - 12:00 AM

Por engañar a la justicia, Corte ordenó la recaptura del exgobernador de Santander, Hugo Aguilar

Escuchar este artículo

La Corte Suprema ordenó el pasado miércoles la recaptura del exgobernador de Santander, Hugo Aguilar Naranjo (padre del gobernador electo, Mauricio Aguilar), atendiendo la solicitud elevada por la Procuraduría General de revocar la libertad condicional del exmandatario departamental, toda vez que Aguilar Naranjo habría usado maniobras engañosas para no reparar a las víctimas del paramilitarismo.

Además: Fue revocada la libertad condicional de Hugo Aguilar y sería investigado por fraude procesal

Aguilar había recuperado su libertad en el 2015, bajo libertad condicional, luego de firmar un acta avalada por el Juzgado Primero de Ejecución de Penas y Medidas de Seguridad de San Gil.

Un Porsche fue la ‘caja de Pandora’

Aunque Hugo Heliodoro Aguilar había conseguido recobrar su libertad condicional por haber cumplido la tercera parte de su condena, el pasado miércoles la Corte ordenó la recaptura del exgobernador, por haberle mentido a la justicia sobre su capacidad real económica.

Puntualmente, el alto tribunal revocó la libertad condicional de Aguilar Naranjo por haber mentido en el acuerdo de pago que elevó el 19 de junio del 2014, en el que aseveró que “no disponía de capacidad económica que le permitiera sufragar esa obligación, teniendo en cuenta su estatus de privado de la libertad, pues, en tal situación, no devengaba salario ni contaba con una disponibilidad económica fija y permanente”.

Por tal razón, propuso cancelar la multa de 10.750 salarios mínimos legales vigentes (unos $6.337 millones que serían destinados para reparar a las víctimas), mediante pagos de $500.000 pesos mensuales. Debido a que su pensión de la Policía se destinaba a la manutención de su familia, que incluía para esa fecha, cuatro menores de edad.

Lea también: Rechazo en redes a foto del ex gobernador Aguilar conduciendo un Porsche

Aunque la Unidad para la Atención y Reparación de las Víctimas acreditó que a finales del 2017 Aguilar Naranjo ya había consignado $49 millones, la Corte Suprema consideró que el exmandatario departamental le había mentido a la administración pública sobre su real capacidad económica, toda vez, que Hugo Aguilar había comprado un auto Porshe por valor de $412 millones, que fueron pagados en efectivo, con recursos propios del exgobernador, tan solo dos meses de haber recobrado su libertad.

Así mismo, la Corte cuestionó el contrato de compraventa mediante el cual Hugo Aguilar supuestamente le vendía el lujoso vehículo a Yeison Sáenz, por $150 millones, pagado a 6 cuotas de $25 millones. Es decir, el exgobernador vendió el Porshe por menos de la mitad de su costo inicial, con tan solo un año después de su compra.

Curiosamente, a pesar de la supuesta venta, quien seguían usando el lujoso carro a su antojo era Aguilar Naranjo, tal y como quedó revelado en la fotografía periodística, tomada seis meses después de firmado el contrato de compraventa.

“Lo que se censura no es el incumplimiento del acuerdo de pago sino el ardid al que recurrió para engañar a tal entidad sobre su real capacidad económica exteriorizado al comprar un vehículo suntuoso a escasos dos meses de gozar de la libertad condicional, y luego aparentar una venta del mismo, comportamientos con lo que presuntamente vulneró la ley penal. Nótese que este último lo realizó gozando del periodo de prueba”, consideró el magistrado del caso.

Le puede interesar: ¿Qué sigue tras la recaptura de Hugo Aguilar por orden de la Corte Suprema de Justicia?

Las respuestas de Aguilar

Ante los señalamientos elevados por la Corte Suprema por las presuntas inconsistencias tanto en la compra como en la venta del auto Porshe, el exgobernador Hugo Aguilar brindó sus propias explicaciones al respecto, a través de una declaración juramentada de 14 de marzo de 2018.

Según Aguilar Naranjo, el vehículo lo compró directamente a la empresa Porshe luego de vender varios vehículos de su propiedad y el pago de cuotas mensuales. Así mismo, el exgobernador aseguró que un año después tuvo que venderle el vehículo al señor Yeison Sáenz, ya que necesitaba dinero para pagarle a abogados para que lo defendieran en diferentes procesos en su contra debido a la “persecución periodística y política de la que es víctima”.

“De acuerdo al avalúo de liquidación directamente por el tránsito de la oficina de impuestos, el vehículo ya no tenía un avalúo de $198 millones, él (Yeison Sáenz) me ofreció $150 millones en cuotas de $25 millones y efectivamente yo se lo vendí porque tenía urgencia de abonar a los abogado honorarios para que me asistieran a las diligencias”, afirmó Aguilar Naranjo.

Así mismo, el exmandatario departamental aseguró que en la liquidación de su sociedad conyugal le correspondió a su esposa pagarle $95 millones, los cuales usó para pagar el Porshe.

Hugo Aguilar afronta otras dos investigaciones penales por peculado por apropiación, celebración de contratos sin el lleno de requisitos legales y enriquecimiento ilícito.
Elija a Vanguardia como su fuente de información preferida en Google Noticias aquí.
Publicado por
Lea también
Publicidad
Comentarios
Comente con Facebook
Vanguardia no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad