sábado 06 de julio de 2019 - 12:00 AM

Ataques de mascotas en Bucaramanga: van 516 lesionados

En promedio, cada semana 25 personas sufren ataques de perros o gatos en Bucaramanga. ¿Qué acciones adelanta la Alcaldía al respecto? ¿Hace falta una política pública para el control y el bienestar animal?

Vivo en el tercer piso, los dueños del perro en el quinto. La niña subía a llevar un vaso de la licuadora que una vecina nos había prestado. Estando ella en el pasillo, el perro salió del apartamento y se le lanzó a la tráquea. Por suerte, como ella es grande, puso fue el brazo y ahí la agarró el animal”.

Este relato corresponde a la madre de una menor de 11 años de edad, quien el pasado 19 de marzo fue atacada por un ejemplar de la raza pítbull en el barrio San Francisco. Ese martes, la infante se encontraba en un área común de un edificio, localizado en la carrera 22 con calle 13 en Bucaramanga.

Lea esta historia completa aquí: Brutal ataque de perro pitbull a una niña de 11 años en Bucaramanga

De acuerdo con lo denunciado por la mujer, quien prefirió reservar su identidad, su hija tuvo que someterse a varias cirugías, debido a la gravedad de las heridas que le causó el animal en su brazo. La menor pasó seis días internada en un centro clínico de la ciudad.

Cada semana 25 personas sufren lesiones

Este no es un problema menor en la capital santandereana, si se tienen en cuenta las inquietantes cifras al respecto.

Durante 2019, 516 bumangueses han tenido que acudir a centros médicos para recibir atención, tras ser víctimas de ataques por parte de animales clasificados como potencialmente transmisores de rabia, de acuerdo con las estadísticas publicadas por el Observatorio Digital Municipal de Bucaramanga (observatorio.bucaramanga.gov.co).

“Todos estos reportes son por agresiones de perros y gatos, más no por roedores. Se trata de mordeduras y de rasguños. Por fortuna y gracias al trabajo que se adelanta, hasta ahora no existe ni un solo caso de transmisión de rabia”, informó Rafael Esquiaqui, epidemiólogo de la Secretaría de Salud y Ambiente de Bucaramanga.

Tales estadísticas también evidencian que durante 2019 se ha presentado un aumento del 53% en el número de lesionados por dichas agresiones, en comparación con el año anterior.

Mientras que a lo largo de las primeras 21 semanas de 2018 se registraron 336 personas lesionadas en Bucaramanga por ataques de mascotas, en el mismo periodo de 2019 se contabilizaron 516. Es decir, en la vigencia actual se han reportado 180 heridos más que el año pasado.

Dayro Muñoz, director del Centro de Zoonosis de Bucaramanga, explicó que “el promedio semanal histórico de ataques en la ciudad es de 25 casos. Este aumento obedece, tal vez, a que en 2018 hubo una reducción en el índice de ataques a ciudadanos”.

“Es importante dejar claro que todos estos eventos por mordeduras han contado con el respectivo seguimiento y la intervención del Municipio”, aseguró el funcionario.

Cuando ocurre un caso de este tipo, Zoonosis Bucaramanga pone bajo observación o en cuarentena al animal que propició la agresión, con los objetivos de: identificar si es portador de rabia y el tratamiento a seguir con la mascota.

Las zonas con mayor incidencia

El norte de la capital santandereana y San Francisco son las zonas en donde más ataques de mascotas han ocurrido este año. En dichos sectores de la ciudad, se han registrado el 22% de estos casos.

¿En qué circunstancias se presentan tales agresiones? ¿Por qué se reportan en mayor número en dichos sectores?

De acuerdo con Dayro Muñoz, “en la mayoría de casos estas mascotas sí tienen dueño, pero se trata de tenedores irresponsables que dejan deambular a sus perros o gatos la mayor parte del día en la calle”.

“Muchas familias en el norte de la ciudad tienen hasta tres y cuatro mascotas, y les abren las puertas desde las seis de la mañana para dejarlos en la vía pública casi todo el día. Ahora, también hay mucho dueño de razas peligrosas que no acatan la norma del uso de bozal”, señaló el funcionario.

¿Falta una política pública al respecto?

El Director de Zoonosis Bucaramanga considera que sí es necesario implementar una política pública en Bucaramanga frente al control y el bienestar animal. Incluso, ha hecho parte de varias reuniones que la Personería Local ha efectuado para abordar el asunto.

Como resultado de este trabajo conjunto, la Personería radicó el mes pasado, ante la Mesa Directiva del Concejo de Bucaramanga, un proyecto de acuerdo al respecto.

“El objetivo del proyecto es contar con una herramienta normativa, que sirva como un instrumento de planeación y que oriente el desarrollo coordinado de acciones, en procura de otorgar a los animales escenarios de vida óptimos, de acuerdo a sus necesidades y requerimientos básicos o especiales”, informó el Ministerio Público.

Es preciso recordar que el alcalde Rodolfo Hernández se comprometió a construir un Centro de Bienestar Animal en Bucaramanga, con firma y una acto público en notaría. Hasta la fecha no se ha puesto ni el primer ladrillo para materializar tal promesa que en su campaña.

Lea también: Alcaldía de Bucaramanga no hará el centro de bienestar animal

Harán 100 esterilizaciones cada día

La Alcaldía de Bucaramanga anunció una intensa campaña para el control poblacional de gatos y perros. De acuerdo con lo anunciado, la meta es realizar 15 mil esterilizaciones en lo que resta de 2019, sin cobrar un solo peso a la ciudadanía.

“Vamos a redoblar esfuerzos este semestre. Trabajaremos de lunes a sábados con nuestras dos unidades móviles veterinarias, con el fin de hacer 100 cirugías por día. En Bucaramanga tenemos un alto impacto de animales, sobre todo por estado de abandono. Estas acciones permitirán evitar futuros problemas de salud pública, dado el aumento de esta población y en los accidentes por mordedura”, indicó Henry Sarmiento, subsecretario de Ambiente de Bucaramanga.

El Director de Zoonosis Bucaramanga también anunció otra acción que está por ponerse en marcha frente a tal asunto. “Estamos terminando de definir el cronograma de las jornadas de vacunación contra la rabia, que realizaremos durante el segundo semestre en la ciudad. Esta vacuna, para canes y felinos, también la aplicaremos de forma gratuita”, agregó el funcionario.

Dato: Dejar que perros peligrosos deambulen en espacios públicos sin bozal ni traílla acarrea una multa de $220 mil, de acuerdo con lo dispuesto por el Código de Policía.

Publicado por
Lea también
Publicidad
Comentarios
Comente con Facebook
Vanguardia no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad