viernes 23 de agosto de 2019 - 5:10 PM

Denuncian que EPS retrasa tratamiento de una bebé en Bucaramanga

El pasado 31 de mayo, Vanguardia contó la historia de una mujer de 40 años, quien denunció que Coomeva no le autorizaba las terapias que requería su hija de 15 meses, quien sufre de convulsiones y retraso psicomotor y cognitivo. Aunque la EPS se comprometió a cumplir con el tratamiento, tres meses después, la mujer insiste en que continúan las ‘trabas’.

Lisbet Vargas García es madre de una niña de 15 meses que padece de convulsiones desde los dos meses de nacida, hecho que le causó un retraso global psicomotor, cognitivo y daño en sus músculos. En consecuencia, la niña no puede caminar, pues además sufre de hipotonía (pérdida de fuerza en sus músculos), tampoco mueve su cuerpo y es dependiente de su madre.

Es por ello que el neuropediatra de la pequeña le ordenó una serie de terapias físicas, ocupacionales y de lenguaje, las cuales, según su madre, estuvo esperando más de seis meses para que la EPS se las autorizara.

Esta es la denuncia que hizo Vanguardia hace tres meses: La lucha de una madre contra Coomeva EPS para salvar a su hija en Santander

En su momento, la mujer también denunció que la EPS le hacía cobros excesivos para agilizar el tratamiento y que no le reembolsaba el dinero de los traslados desde Aguachica hasta Bucaramanga.

“El neuropediatra le mandó unas terapias físicas, ocupacionales y de lenguaje por neurodesarrollo desde noviembre y esta es la fecha (mayo) en la que no se las han dado”, explicó Lisbet hace tres meses.

Ante la denuncia hecha por esta redacción, la EPS se comprometió a cumplir con el tratamiento, autorizar los nuevos exámenes y devolverle el dinero de los copagos.

“Coomeva EPS se permite informar que nos encontramos realizando las gestiones pertinentes con las IPS para priorizar la programación de las terapias. Frente a los pagos realizados por la madre de la usuaria, informamos que se están realizando los trámites administrativos para la devolución del dinero, puesto que la prestación de este servicio está exento de cuotas moderadoras y copagos”, respondió la EPS en un comunicado.

Tres meses de terapias inconclusas

Tres meses después de la publicación, Lisbet Vargas García asegura que Coomeva no ha cumplido con su compromiso, pues solo le autorizaron 12 terapias, de cada modalidad, a la niña, cuando la orden es que estas debían ser por un plazo de tres meses.

Coomeva no me ha querido dar las terapias de la bebé, dijeron que me iban a colaborar con eso pero es mentira. Me dan unos teléfonos para llamarlos pero nunca contestan. Desde que hicimos la denuncia solo me han dado 12 terapias de cada una y no me han querido autorizar más, ni han hechos los pagos anticipados para que la atiendan”, denunció.

Lea además: Niña trasplantada estaría en riesgo por presunta negligencia de Coomeva en Santander

Aunque los especialistas no han podido establecer qué ocasiona las convulsiones de la niña, pues su diagnóstico sigue en estudio, las terapias son necesarias para mejorar su calidad de vida, pues le ayudan a fortalecer sus músculos y mejorar su desarrollo.

“La vida de mi hija depende de esas terapias, ella ni siquiera sostiene la cabeza sola, depende de mí. El neuropediatra le ordenó nuevas terapias por tres meses, pero ni siquiera le hicieron las anteriores completas. Me hacen viajar con ella hasta Bucaramanga y eso tampoco me lo dan, paso las cotizaciones y nunca hacen nada”, añadió Lisbet.

Para que la niña sea atendida, la EPS debe hacer el pago anticipado a la institución donde es atendida en Aguachica, pero la mujer asegura que siempre le retrasan el proceso, por lo que instauró la denuncia en la Superintendencia de Salud.

¿Qué dice Coomeva?

Sobre las nuevas denuncias, Coomeva aseguró que “de acuerdo a su patología (la de la niña), recibió terapias físicas los días 2, 3, 4, 8, 10, 12, 15, 17 y 19 de julio, así como un examen especializado el día 27 de julio. En cuanto a la consulta con el especialista que la menor requiere, informamos que la IPS dará prioridad a su agendamiento”.

Además, la EPS señaló por medio de un nuevo comunicado, que “se está realizando la respectiva gestión para el reembolso de los

copagos efectuados, teniendo en cuenta que la usuaria está exenta de los mismos”.

Lea además: La vida con un corazón ajeno en Santander

Sin embargo, Coomeva no se refirió a las terapias que le faltan a la niña, pues es de recordar que la orden médica estipula que estas se deben realizar por un plazo de tres meses. La EPS tampoco se manifestó respecto a las nuevas terapias ordenadas por el neuropediatra y que solo se las darán cuando la entidad haga el respectivo pago anticipado.

Publicado por
Lea también
Publicidad
Comentarios
Comente con Facebook
Vanguardia no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad