viernes 03 de noviembre de 2023 - 10:42 AM

Aumentar el consumo de café de calidad es la única manera de detener la caída de precios: Asoexport

Gustavo Gómez, director de Asoexport, explicó que, a propósito del debate de control político en el Congreso, en el que expresaron que la caída de los precios internacionales se debe a las importaciones de café, precisó que la reducción es causada por una mayor oferta disponible, y un menor consumo de café en los mercados internacionales.
Compartir

Gustavo Gómez, director ejecutivo de Asoexport (la Asociación Nacional de Exportadores de Café de Colombia), detalló que Colombia cuenta con uno de los sistemas de comercialización de café más robustos del mundo. Así lo dio a conocer en la 87 Cumbre Cafetera, que se realiza en Cartagena.

“Esto ha permitido que, aún en escenarios de mayor oferta que demanda, en el que otros países de Centro y Sudamérica, han tenido inconvenientes para exportar su café, en Colombia, el 100 % del café se ha exportado a 120 países en todo el mundo”.

Este gremio es el responsable del 75 % de las exportaciones de café del país, por eso las peticiones que le hizo Gómez al ministro de Hacienda, Ricardo Bonilla, es que haya reglas claras y estables “para continuar aportando al desarrollo de las zonas cafeteras del país, y ser invitados a las discusiones que determinan la política cafetera de Colombia”.

El dirigente gremial insistió en que se necesita fortalecer las cadenas de comercialización de café en Colombia, y que esta se aproveche mejor por más zonas del país, como las de posconflicto, incluso algunos productores ven en el café una alternativa para su reinserción en el mundo productivo.

Aumentar el consumo de café de calidad es la única manera de detener la caída de precios: Asoexport

Lea también: Gobierno Petro tiene listo decreto para subir las tarifas de peajes en Colombia, congelados en enero de 2023

Café robusta

Gómez mencionó que la misión de estudios para la competitividad de la caficultura en Colombia o misión cafetera estableció que “Colombia ha perdido el liderazgo en este nuevo mundo del café que surge con el rompimiento del pacto, un mundo en competencia, con variedades múltiples, técnicas alternativas de producción, y mercados de nicho”.

A renglón seguido, el director de Asoexport advirtió que el país no ha participado en el crecimiento del mercado mundial del café robusta, descartándolo deliberadamente como café de exportación por considerarlo de menor calidad.

En esa línea, Gómez recordó que la misión cafetera le dio la directriz a Agrosavia de desarrollar la producción de café robusta en Colombia.

“Ya hay resultados técnicos y un apoyo decidido de la industria como Nestlé que recientemente anunció la compra de todo el café tipo robusta que se produzca en nuestro país”.

Bajo ese escenario, Gómez le pidió al ministro Bonilla que se necesita un apoyo coordinado del Ministerio de Hacienda y de Agricultura, con el apoyo de la oficina de asuntos cafeteros, para que Agrosavia pueda continuar con su proceso de parcelas semicomerciales, de manera que el café robusta pueda ser una realidad en nuestro país.

Hay que recordar, según cuentas de Asoexport, que Colombia cuenta con un área potencial para el cultivo de café tipo robusta que asciende a las 80.000 hectáreas, con un estimado de rendimiento de 40 sacos por hectárea, la producción potencial podría alcanzar 3,2 millones de sacos, y un valor potencial de 475 millones de dólares.

Aumentar el consumo de café de calidad es la única manera de detener la caída de precios: Asoexport

Retos del sector

El dirigente gremial también expuso que el panorama actual del café trae consigo unos retos importantes para el sector cafetero en Colombia, que requiere la articulación de la institucionalidad cafetera, que juega un rol fundamental para superar los desafíos.

“Sirva la ocasión para reconocer el papel de la Federación Nacional de Cafeteros en los procesos de investigación, a través de Cenicafé, y sus programas de extensión, como la renovación de cafetales, que han permitido contar con un parque cafetero fortalecido y resistente, con capacidad de producir 14 millones de sacos anualmente”, precisó Gómez.

Sin embargo, de acuerdo con el director de Asoexport, el reto principal es que la Federación de Cafeteros avance bajo el liderazgo del Comité Nacional, que preside Minhacienda, para cumplir el nuevo pacto verde europeo.

“Esta nueva legislación propone dos estrategias que impactan al sector cafetero colombiano: la granja a la mesa y cero deforestaciones. En esta primera estrategia, hemos venido trabajando en un programa de cooperación suiza, en articulación con el Gobierno nacional, el ICA y la Federación para la creación de un plan nacional de monitoreo de agroquímicos, que permita realizar una detección temprana y preventiva de la presencia de residuos químicos en el café y poder focalizar esfuerzos de asistencia técnica en campo; con el objetivo de asegurar la inocuidad del café colombiano”, explicó Gómez.

Aumentar el consumo de café de calidad es la única manera de detener la caída de precios: Asoexport

Sobre la política de cero deforestaciones de la Unión Europea, aunque el plazo de cumplimiento es cada vez más corto, dino que hay un largo camino por recorrer.

“Es fundamental que la Federación de Cafeteros, como representante de los productores de café de Colombia, aborde el tema, no como un exportador privado, sino como el responsable de la política cafetera en el país. Hemos insistido que el sistema de información cafetera, Sica, debe ser un activo de la caficultura colombiana, que le permita a todos los productores de café, sin importar la cadena a través de la cual comercialicen, puedan cumplir con la reglamentación internacional, sin tener que realizar inversiones adicionales”, detalló el director de Asoexport.

Le puede interesar: “Hay que hacer la transición energética sin quebrar a Santander”: Juvenal Díaz

Peticiones

De esta manera, Gómez le insistió al Ministerio de Hacienda que se pueda avanzar, en articulación con los ministerios de Agricultura y Comercio, en reglamentar las especificaciones del pacto verde en el país y la creación de un sistema nacional de trazabilidad y geolocalización en café, sin importar la cadena a través de la cual comercialicen.

“Debemos incentivar de manera decidida el consumo de café en Colombia. A propósito del debate de control político en el Congreso, en el que expresaron que la caída de los precios internacionales se debe a las importaciones de café, es importante precisar que el precio interno depende de la concurrencia de tres factores: el precio en la Bolsa de Valores de Nueva York, el diferencial de la calidad del café colombiano y la tasa de cambio. Estos factores no se relacionan con la importación, y la caída de los precios que se presenta actualmente, es causada por una mayor oferta disponible, y un menor consumo de café, en los mercados internacionales”, explicó Gómez en la instalación de la 87 Cumbre Cafetera.

En su discurso exhortó a apoyar a los productores de café en Colombia, para hacerlo se debe trabajar en una estrategia nacional de promoción de consumo de café de calidad, pues es la única manera de detener la caída de precios, en un escenario de exceso de oferta mundial.

Aumentar el consumo de café de calidad es la única manera de detener la caída de precios: Asoexport

“Como asociación de exportadores de café, manifestamos nuestra disposición de participar en la estructuración de programas de apoyo a caficultores que aseguren la sostenibilidad y rentabilidad del sector cafetero colombiano”

Elija a Vanguardia como su fuente de información preferida en Google Noticias aquí y únase a nuestro canal de Whastapp acá.
Image

Periodista económico en Vanguardia. Ganador del premio Simón Bolívar a mejor reportaje en audio en 2023. Magíster en Estudios Políticos, de la Universidad de Caldas. Comunicador Social – Periodista, de la Universidad Pontificia Bolivariana.

@MiguelOrlandoAM

malguero@vanguardia.com

Lea también
Publicidad
Publicidad
Noticias del día
Publicidad
Tendencias
Publicidad
Publicidad