viernes 18 de junio de 2021 - 12:00 AM

Bucaramanga se quedará sin el parque de Mejoras Públicas

La Sociedad de Mejoras Públicas debería devolverle al municipio esos predios que le fueron entregados, pues fueron donados con escritura pública por el Instituto de Fomento Urbano para mantener allí un parque y es claro que hoy la Sociedad incumplió con este mandato...
Escuchar este artículo

Así como en las primeras décadas de su existencia la Sociedad de Mejoras Públicas fue una institución muy prestigiosa y gran parte de su buena imagen estaba relacionada con el firme compromiso que su dirigencia sentía y practicaba por el bien general de los bumangueses, lo que ocurre hoy parece no tener mucha relación con esa primera época de la SMPB, que hoy se percibe como una entidad ensimismada, egoísta, desvinculada del servicio social y preocupada mucho más por sus intereses particulares que por la acción comunitaria que nunca debió dejar de ser la razón de su existencia.

De hecho, esa orientación social fue la que motivó que en el primer lustro de existencia, mediante Acuerdo Municipal, se donara a la Sociedad de Mejoras Públicas los predios del Parque que lleva su nombre, a los que luego se sumaron los predios del desaparecido Teatro Sotomayor y el lote donde se construyó el Hotel Chicamocha.

El teatro Sotomayor, erigido como alternativa cultural para la ciudad de mediados de siglo, se transformó simplemente en sala de cine para adultos y, luego de cerrarse, se convirtió en una esquina ruinosa y peligrosa. Luego, esa franja de terreno fue vendida a un constructor particular, que levantó una voluminosa torre de apartamentos. El resto de predio fue cerrado y alquilado para el funcionamiento de parques y restaurantes. Y hoy, donde quedaban los restos del otrora parque orgullo de los bumangueses se tienen unas lonas de construcción, que hacen temer lo peor: la desaparición total del parque de mejoras.

Esa es la razón por la cual los vecinos se han reunido para protestar y defenderse de las que consideran decisiones unilaterales y perjudiciales para quienes viven en las proximidades del parque.

La futura construcción de unas canchas de fútbol, según los vecinos, es la nueva preocupación por el ruido y ciertos comportamientos que suelen darse luego de los partidos de los aficionados.

Las directivas de la Sociedad de Mejoras debería, en un acto de transparencia con Bucaramanga, devolverle al municipio esos predios que le fueron entregados, pues fueron donados por el Instituto de Fomento Urbano, por escritura pública, para mantener allí un parque y es claro que hoy la Sociedad incumplió con este mandato y no fue capaz de mantener la vocación de parque de este predio. De seguir adelante en sus planes de construcción de canchas es claro que Bucaramanga perderá por completo su parque de Mejoras Públicas.

editorial
Elija a Vanguardia como su fuente de información preferida en Google Noticias aquí.
Suscríbete

Etiquetas

Publicado por
Lea también
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad