domingo 02 de agosto de 2020 - 12:00 AM

Falta de apoyo, una montaña difícil de escalar para el ciclista de Santander

Los mejores ciclistas de Colombia se encuentran en Europa. Algunos ya iniciaron la competencia y otros están muy cerca de regresar a la actividad; sin embargo, Santander no tiene representantes en las principales carreras del mundo. Algo que evidencia el mal momento que atraviesa esta disciplina en la región, principalmente por la falta de apoyo.
Escuchar este artículo

La carretera por la que deben transitar los ciclistas santandereanos es de las más adversas, con grandes obstáculos como la falta de apoyo de los entes gubernamentales y la empresa privada, además de la poca o nula gestión de los dirigentes.

Todo esto deriva en que los herederos de Severo Hernández, Alfonso Flórez Ortiz, Abelardo Rondón, Víctor Hugo Peña y Hernán Buenahora, por solo mencionar a algunos de los más destacados de la historia del pedalismo local, tengan que buscar oportunidades en otras regiones.

A eso se suma que no existen equipos de la región donde los ciclistas se puedan mostrar y tampoco aparecen competencias de peso, que permitan que mediante el fogueo crezca el rendimiento.

Víctor Hugo Peña, el primer ciclista colombiano en ser líder del Tour de Francia, explicó que “esto es un trabajo que se ha ido perdiendo con los años, por la falta de continuidad en la contratación de los entrenadores, la falta de competencias y las situaciones que ha tenido la Liga Santandereana de Ciclismo en temas jurídicos de la presidencia. Se olvida la esencia que es la práctica del ciclismo”.

Además, para Víctor Hugo “difícilmente los muchachos pueden practicar un deporte donde no encuentran apoyo, difícilmente pueden competir en una Vuelta al Porvenir, Vuelta de la Juventud, mucho menos a un Clásico RCN o Vuelta a Colombia; entre más lejos estén de un fogueo, más lejos están de tener un nivel importante, y por eso se tienen que ir para encontrar ese nivel de competencia”, agregó Víctor Hugo.

Lea también. Óscar Téllez y su sueño de convertirse en un clasicómano

Uno de los que vivió una época de buenos tiempos del ciclismo del Departamento, a finales de los años 90 y comienzos del 2000, es José Serpa, quien aunque no nació en Santander, desde muy joven inició su proceso en el Departamento, al punto de convertirse en ciclista profesional.

El León, como se le conoce, aseguró que “antes estaba muy bien organizado el ciclismo y el deporte en Santander, habían habitaciones bien acomodadas para los deportistas, el deporte estaba muy bien posicionado, éramos cuartos a nivel nacional, existía apoyo e incentivos. Santander ha perdido mucho y a eso se debe que no tuviera éxito en los últimos Juegos Nacionales”.

Serpa se suma a la amplia lista de ciclistas de Santander que tuvieron que buscar fortuna en otras poblaciones, entre ellos Germán Darío Gómez, Eduardo Estrada, Martha Bayona, Ana Cristina Sanabria y Óscar Téllez.

Lea también. “Santander me dio la posibilidad de ser profesional”: José Serpa

La solución para ellos es salir de un territorio en el que no hay competitividad y donde no existen las oportunidades.

Javier Ferreira, docente y periodista con amplio conocimiento en el ciclismo, frente al tema aseguró que “definitivamente talento existe en las diferentes categorías, muchos entrenan con clubes de otras regiones, porque acá no hay una Liga que motive a los clubes. Dónde está la Liga Santandereana de Ciclismo, dónde está la actividad de los últimos tres años para promover al deporte, no hay un trabajo en las bases, se requiere de una Liga que salga del limbo donde se encuentra, que promueva el calendario ciclístico de la región, que genere un proceso que impida que los ciclistas se vayan para otras regiones”.

Elija a Vanguardia como su fuente de información preferida en Google Noticias aquí.

Etiquetas

Lea también
Publicidad
Comentarios
Comente con Facebook
Vanguardia no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad