viernes 17 de mayo de 2019 - 9:10 AM

¿Qué le pasa al clima de Bucaramanga?

En los últimos días los bumangueses se encuentran extrañados ante los repentinos cambios del clima en Bucaramanga. Experto del Ideam explica por qué nos han sorprendido fuertes aguaceros en días soleados que alcanzan altas temperaturas.

¿Qué le pasa al clima de Bucaramanga? Esta ha sido una de las preguntas constantes entre los ciudadanos durante los últimos días.

En el área metropolitana se han registrado mañanas con cielo nublado tras lluvias en las madrugadas. Seguidamente el cielo se despeja y las altas temperaturas aquejan a los bumangueses. Según el Instituto de Hidrología, Meteorología y Estudios Ambientales, Ideam, en la capital santandereana se han registrado temperaturas de hasta 28 grados en los últimas semanas.

Lea también: Video: Granizada dejó múltiples afectaciones en San Gil, Santander

El coordinador de Pronósticos del Ideam, Daniel Useche Zamudio, explicó que “al disiparse la nubosidad la radiación solar incrementa. Eso hace que la temperatura del aire se incremente también considerablemente, entre las 10:00 a.m. y las 3:00 p.m.”.

El experto señaló que aunque estemos en la primera temporada de lluvias del año no significa que vaya a llover todos los días continuamente. “Desde mediados de marzo hasta mediados de junio tenemos mayor posibilidad de que se registren lluvias en el país, especialmente en la región andina. No quiere decir que llueva todo el tiempo durante estos tres meses”.

Lea también: En alerta naranja y amarilla el 50% de Santander por lluvias

No hay que bajar la guardia

Aunque haga calor, la población debe estar atenta ante los aguaceros que se puedan registrar en Santander. De hecho, el pasado viernes una creciente súbita mantuvo en alerta a San Vicente de Chucurí y una intensa tormenta generó caos en Piedecuesta el lunes. También se registró la afectación de cultivos de café, frijol y maíz por una granizada en San Gil.

De acuerdo Useche, las próximas lluvias podrían ocasionar más crecientes súbitas y deslizamientos en el departamento. “Hacemos un llamado a que se revisen las zonas de mayor peligro, identifiquen las zonas de mayor amenaza, activen planes d contingencia y se tomen medidas preventivas antes de que ocurran desastres mayores”.

Lea también: Creciente súbita del río Chucurí generó alerta en Santander

Actualmente el Ideam emitió una alerta naranja por riesgo de creciente súbita en el río Lebrija y el río de Oro, a la altura del municipio de Girón. Mientras tanto, en alerta amarilla se encuentra el río Fonce y el río Magdalena, a la altura de Barrancabermeja.

En cuanto a probables deslizamientos de tierra, hay alerta naranja en Chima y Puerto Wilches.

Según el pronóstico del clima, es probable que en los próximos días se registren más lluvias en Santander. “Las lluvias de mayor consideración, acompañadas en algunos casos de tormentas eléctricas, serán en las horas de la tarde y la noche. Se debe estar atento a las indicaciones de las autoridades locales y comités de emergencia. También se deben revisar los boletines que emite el Ideam respecto a la evolución de esta temporada de lluvias”.

¿Cómo afecta la salud?

Álvaro Clavijo, secretario encargado de Salud en Santander, aseguró que el periodo de lluvias coincide con la aparición de patologías respiratorias o infecciosas. “Se ha incrementado los casos de dengue, prácticamente en todo el departamento. Estamos en un año de pico epidemiológico en dengue”.

Lea también: ¿Tiene calor? La temperatura máxima en Bucaramanga subió

El funcionario expresó que ya se han adelantado acciones en los municipios que han reportado esta situación. “Hemos implementado medidas de información a la comunidad para que empecemos a actuar desde la prevención”.

Clavijo recalcó que el dengue es una enfermedad que se puede controlar desde las casas, al evitar los reservorios de agua donde puedan incubarse el mosquito transmisor Aedes aegypt, como llantas. “Se deben eliminar los depósitos de agua. Se requiere un lavado frecuente de albercas y los recipientes donde que recogen el agua de las matas.

Durante las oleadas de calor consuma líquidos constantemente para mantenerse hidratado y evite cambios bruscos de temperaturas, para evitar la aparición de enfermedades respiratorias que afectan especialmente a la población infantil y a los mayores de 60 años.

Si se va a la radiación solar, expertos recomiendan usar ropa que cubra la mayor parte de la piel y aplicarse bloqueador. “Evite la exposición directa al sol, especialmente entre las 10:00 a.m. y 5:00 p.m.”.

Publicado por
Lea también
Publicidad
Comentarios
Comente con Facebook
Vanguardia no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad